Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Enjuician a sujeto por asesinato de militar

Fiscalía y defensa se disputan quien sacó primero el arma Tocar con la mano el auto del acusado provocó el altercado

Edwin Edenilson R. es enjuiciado por el asesinato del mayor Edgardo Carrillos en Ilopango . Foto edh

Edwin Edenilson R. es enjuiciado por el asesinato del mayor Edgardo Carrillos en Ilopango . Foto edh

Edwin Edenilson R. es enjuiciado por el asesinato del mayor Edgardo Carrillos en Ilopango . Foto edh

Edwin Edenilson R. R. fue enjuiciado ayer en el Tribunal Quinto de Sentencia de San Salvador por el asesinato del mayor de la Fuerza Armada Edgardo Carrillo Arias, un hecho registrado en un supermercado situado San Bartolo, Ilopango.

Según la Fiscalía, el ataque sucedió el domingo 17 de febrero de este año, en el parqueo del supermercado, luego de que el militar golpeó con su mano la parte trasera del vehículo que manejaba el imputado. Enfurecido, el sujeto se bajó de su vehículo y le reclamó al militar sobre por qué le golpeaba su auto. De inmediato, se dio un fuerte altercado que en minutos terminó en una balacera.

Un testigo afirmó que el ahora implicado, luego de la discusión, sacó su arma de fuego y disparó en ocho ocasiones contra el oficial.

El militar, en su intento por defenderse, sacó su arma, pero solo disparó una vez contra el acusado, lo que le causó una lesión en una de sus piernas.

Segundos después, la víctima cayó y murió al instante, explicó el testigo.

Más tarde, el Edwin Edenilson fue auxiliado por una patrulla policial que lo llevó al hospital de San Bartolo, donde permaneció bajo custodia policial.

El imputado no andaba solo, lo acompañaba otro sujeto, quien según la víctima también intervino en los hechos, no obstante, una jueza de Ilopango lo dejó libre por falta de pruebas.

"Este imputado, que no está presente en este juicio, en la balacera sacó su arma de fuego, pero al ver a la Policía no disparó, sino salió huyendo", explicó el fiscal.

No la víctima ni los hechores se conocían entre sí ni tenían algún problema que los llevara a un enfrentamiento.

Para la Fiscalía no hay otra explicación sobre los hechos, sino la supuesta intolerancia de Edwin Edenilson.

El fiscal del caso manifestó tener suficientes pruebas para obtener un fallo condenatorio, ya que como parte del proceso hay un testigo protegido, identificado como "Bartolo", así como prueba científica que confirma que con el arma de fuego del acusado fue atacado el militar, pues fueron hallados residuos de pólvora en ambos sujetos, que surgieron de los disparos, dijo el fiscal.

Por su parte, el abogado defensor, Hugo Alberto Ibarra Benítez, negó la versión que ha planteado la Fiscalía y dijo que su defendido actuó en su "justa defensa".

"Mi defendido fue atacado primero. Tenemos los testigos idóneos que manifiestan como sucedieron los hechos, que difieren con lo dicho por la Fiscalía", explicó Ibarra.

La víctima era un mayor de la Fuerza Armada, quien estaba destacado en un cuartel de Chalatenango, mientras que el imputado es un pequeño empresario de un taller automotriz en San Salvador.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación