Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Despiden a policía e hijo asesinados en La Campanera

Un cortejo fúnebre recorrió las calles de Ahuachapán para despedir a uno de los 34 policías asesinados este año por pandilleros

Los restos fueron llevados a la Iglesia El Calvario de Ahuachapán para oficiar una misa.

Los restos fueron llevados a la Iglesia El Calvario de Ahuachapán para oficiar una misa.

Los restos fueron llevados a la Iglesia El Calvario de Ahuachapán para oficiar una misa.

Los restos del agente de la Policía Nacional Civil (PNC), Edenilson Antonio Aguilar Velis, de 45 años y de su hijo de 16 años, asesinados a balazos el lunes pasado en la colonia La Campanera, Soyapango, son sepultados en el cantón La Coyotera, en Ahuachapán.

El agente, quien estaba destacado en la PIP-COM de la subdelegación de Santa Tecla, en La Libertad, fue atacado por pandilleros que llegaron a privarlo de libertad a su casa para asesinarlo en un parqueo cercano.

Minutos después, el hijo de la víctima, al ver que no regresaba su padre, salió rumbo a la cancha a buscarlo pero ya lo habían asesinado.Los sujetos al ver que llegó el hijo también abrieron fuego contra él.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación