Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Carretera bloqueada en Alegría, Usulután

Dos deslizamientos de tierra, árboles y piedras bloquearon la calle en la zona conocida como Cuyapo

Carretera bloqueada en Alegría, Usulután

Carretera bloqueada en Alegría, Usulután

Carretera bloqueada en Alegría, Usulután

Dos derrumbes, de árboles y piedras, obstaculizaron el paso ayer sobre la carretera que conecta los municipios de Santiago de María hacia Alegría, en Usulután, en el sector conocido como El Cuyapo.

El bloqueo de la vía fue el principal daño que provocó el temblor de la noche del lunes en la zona de Usulután.

Las autoridades reportaron que más de una treintena de casas resultaron con paredes de adobe dañadas y grietas en los muros y techos.

El temblor también dejó pequeños derrumbes en calles de la zona rural de los cantones La Peña y El Yomo.

El primer derrumbe de la zona del Cuyapo ocurrió en la madruga de ayer, dejando sólo habilitado un carril. Sin embargo, ayer a las 11:00 de la mañana, otro alud de tierra cortó por completo el acceso en la carretera.

Las autoridades de Protección Civil y el alcalde del municipio de Alegría, René Sánchez, movilizaron maquinaria pesada para despejar la carretera.

Sánchez realizó un recorrido en su municipio y gestionó la ayuda con las autoridades donde se habían reportado los daños.

Las piedras de considerable tamaño fueron dinamitadas por especialistas. Los trabajos continuarán hoy y se espera que en el transcurso de la mañana se habilite por completo el paso en la arteria.

Debido a los bloqueos, los pobladores del municipio de Alegría caminaron alrededor de tres kilómetros para llegar a sus viviendas.

Los habitantes fueron auxiliados por los socorristas de Comandos de Salvamento para cargar víveres y niños.

Blanca Pérez, habitante del cantón La Peña, expresó que el fuerte temblor causó alarma entre los vecinos y tuvieron que dormir en los corredores de sus residencias como medida de prevención ante más movimientos.

En el casco urbano de Usulután, las autoridades también reportaron pequeños daños en algunas viviendas de adobe, pero nada que provocara alarma.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación