Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Cae banda que extorsionaba a salvadoreños desde Guatemala

Autoridades dicen que hay "varios" casos

Policías custodian la prisión de Fraijanes, donde está recluido Rigorrico. foto EDH / Archivo

Policías custodian la prisión de Fraijanes, donde está recluido Rigorrico. foto EDH / Archivo

Policías custodian la prisión de Fraijanes, donde está recluido Rigorrico. foto EDH / Archivo

GUATEMALA. Las fuerzas de seguridad capturaron ayer a cinco integrantes de una banda dedicada a las extorsiones tanto en Guatemala como en Centroamérica, liderada por un recluso que cumple una condena de 50 años por secuestro, informó una fuente oficial.

Agentes de la Policía y del Ministerio Público (MP) capturaron a Magdalena López Rivera en el departamento suroriental de Jutiapa, a Mayra Verónica Rodríguez Rivera y Arnoldo Porfirio Santos Sen, en Escuintla y Suchitepéquez, ambos en el sur del país.

Mientras que Elmer Alexander Rodríguez Rivera fue detenido en el departamento caribeño de Izabal y Norma Consuelo Canté Palacios en la periferia norte de la capital.

Estas cinco capturas se suman a las de María Isabel Contreras, Herlinda Mariela Calderón y Laura Luz Sagastume, realizadas la semana pasada en el departamento de Guatemala.

Los ocho detenidos son guatemaltecos.

A ellos se les acusa de asociaciones ilícitas y extorsión, cometida contra comercios y transportistas de todo el país, se tiene conocimiento de que también operaban en otros países centroamericanos, especialmente en El Salvador, publica el periódico guatemalteco Prensa Libre.

De acuerdo con el medio, la banda comenzó extorsionando a transportistas del Occidente y San José Pinula, pero con el tiempo amplió sus operaciones hasta América del Sur, ya que su sistema de extorsión se extendió a otros penales, derivado de una serie de traslados carcelarios.

Se cree que la estructura estaba formada por más de 140 personas que cumplían diferentes funciones, indica.

Según investigaciones, los extorsionistas llamaban a sus víctimas utilizando guías telefónicas, cobraban el dinero por medio de depósitos bancarios y el efectivo era entregado a gente de confianza de Rigorrico quien lo recibía en la prisión de Fraijanes, a unos 26 kilómetros al sureste de la capital.

El portavoz de la Policía Nacional Civil (PNC), Pablo Castillo, precisó que a cada transportista o comerciante el grupo exigía entre 1,500 y 4,000 quetzales semanales (193 a 516 dólares).

"Si una pandilla (mara) hace entre 2 y 3 millones de quetzales anuales (258 mil a 387 mil dólares), cuánto no haría la banda de Rigorrico en extorsiones", aseveró.

El portavoz policial afirmó que las autoridades guatemaltecas tienen documentado un caso en Nicaragua y "varios" en El Salvador, sin detallar más.

"La banda operaba a nivel nacional en Guatemala, extorsionaba a empresarios del transporte y comerciantes", aseguró.

¿Quién es Rigorrico?

Rigorrico fue sentenciado a 50 años de prisión desde 1998 por liderar la banda de secuestros "Agosto Negro", que operaba en el suroccidente del país, reseña la publicación.

Castillo explicó a la agencia de noticias Acan-Efe que esta banda fue creada en 2006 por Rigoberto Morales Barrientos, identidad de Rigorrico, junto a 12 de sus compañeros, en la cárcel El Infiernito.

Morales fue jefe de la banda de secuestradores, una de las más temidas en este país centroamericano, que operó en Guatemala entre 1996 y 1999.

Castillo aseguró que el grupo de extorsionistas dirigidas por Rigorrico desde la prisión "amasó una gran fortuna", pero evitó entrar en detalles debido a que, aclaró, "hay más procesos en investigación". —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación