Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Aumentan homicidios en 12 departamentos

Las estadísticas de la Fiscalía indican que en junio se cometieron 664 homicidios

Delincuentes mataron a dos vendedores en la calle 5 de Noviembre, San Salvador. Foto EDH / O. Carbonero

Delincuentes mataron a dos vendedores en la calle 5 de Noviembre, San Salvador. Foto EDH / O. Carbonero

Delincuentes mataron a dos vendedores en la calle 5 de Noviembre, San Salvador. Foto EDH / O. Carbonero

Las recientes declaraciones del presidente Salvador Sánchez Cerén, de que sólo en 50 municipios del país se concentra la delincuencia, quedan en entredicho con las estadísticas de homicidios.

Los datos de las autoridades indican que en 12 de los 14 departamentos que conforman el territorio nacional, los homicidios han aumentado considerablemente en los últimos meses.

Las cifras señala que sólo los departamentos de Cabañas y San Miguel tienen una leve baja de asesinatos que se han cometido.

En San Vicente, departamento, los asesinatos han aumentado en un 600 por ciento; en San Salvador en un 400 por ciento, en La Unión en un 85 por ciento.

El otrora muy tranquilo departamento de Morazán ahora tiene un aumento del 76.7 por ciento. En Sonsonate se registra una alza del 79 por ciento; La Libertad 74 por ciento; La Paz un 57 por ciento; Chalatenango 38 por ciento.

Asimismo, Ahuachapán presenta un 25 por ciento; Usulután en un 9 por ciento en Santa Ana en un 19 por ciento.

Las estadísticas indican que en Cabañas hubo una reducción de los asesinatos de un 67 por ciento y en San Miguel también fue una disminución de asesinatos del 14 por ciento.

El informe de junio de las autoridades señala que se registraron 664 asesinatos, la mayoría con armas de fuego.

En la tabla comparativa se indica que durante junio se cometieron 60 asesinatos en la zona de Apopa, 67 en Soyapango, 58 en San Salvador, 50 en Sonsonate, 36 en Zacatecoluca, 35 en Usulután, 50 en Santa Tecla, 40 en Cojutepeque, 31 en Santa Ana, 22 en San Marcos, 26 en San Francisco Gotera y 48 en Mejicanos, entre otros.

Los datos concuerdan con los del Instituto de Medicina Legal, el cual hasta el 29 de junio pasado registraba 649 homicidios. En San Salvador se cometió la mayoría de los asesinatos con 263.

Le siguen el departamento de La Libertad con 70 homicidios y Cuscatlán con 39.

Los datos indican que en La Paz, 39 personas fueron asesinadas. Otras 51 personas murieron a manos de asesinos en Sonsonate y otras 27 más en santa Ana.

Las autoridades sostienen que los pandilleros quieren negociar con el Gobierno y que al ver la negativa han cometido, deliberadamente, más homicidios como una forma de presión.

La Policía dice que precisamente los atentados de los que han sido víctimas sus agentes son en venganza por las operaciones para contrarrestar a los pandilleros.

Ataques y muertes

Dos pandilleros murieron, la madrugada de ayer, al enfrentarse con policías en el cantón Suchinango, en Apopa. Uno de ellos fue identificado como Kevin Omar Sánchez Castillo, de 14 años. Del otro se desconoce el nombre porque no tenía documentos.

Los cuerpos fueron descubiertos en medio de unos cafetales, como a las 3:00 a.m., por policías que hacían un patrullaje. Dos murieron en el lugar, uno más resultó herido y varios escaparon. Las autoridades hallaron en la zona dos armas de fuego y abundante munición.

En otro hecho, David Montenegro, motorista de un microbús de la Ruta 11, fue asesinado ayer en la colonia América del barrio San Jacinto, en San Salvador.

El cobrador de la unidad también resultó herido.

En horas de la tarde de ayer, dos vendedores de tostadas de plátano fueron asesinados a tiros y uno más resultó herido cerca de la colonia 5 de Noviembre, en San Salvador.

Desde un vehículo color gris se bajaron tres sujetos y dispararon contra el grupo de vendedores.

Marlon Navas, de 19 años de edad, murió en el acto y su cadáver quedó tendido en el lugar junto a su venta, mientras que la otra víctima murió en ruta a un hospital, este fue identificado como José Rutilio Cárcamo, de 33 años. Mientras que el lesionado fue identificado como Marvin Eliseo, de 29 años de edad.

Más tarde, el cabecilla de pandillas Roberto Orellana murió al enfrentarse a tiros con policías en la colonia Morel, en Quezaltepeque.

Ayer, la Fiscalía informó de otros homicidios. En Ozatlán, Usulután, Hugo Adiel Serpas Amaya, 55 años, un exsoldado, fue asesinado a tiros.

En Soyapango, fue asesinada la cajera de una institución financiera, identificada como Karla Enriqueta Guerrero.

En San Francisco Gotera, Morazán, se hallaron dos cadáveres en estado de putrefacción en cantón Azacualpa de San Fernando.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación