Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Asesino confiesa que mató a niña de seis años

Escuela donde estudiaba la pequeña Jennifer ha decretado tres días de duelo en su memoria

La pequeña de seis años, que fue asesinada en Tecoluca, fue enterrada ayer por su familia.

La pequeña de seis años, que fue asesinada en Tecoluca, fue enterrada ayer por su familia.

La pequeña de seis años, que fue asesinada en Tecoluca, fue enterrada ayer por su familia.

Los padres Jennifer Abigaíl, de seis años de edad, la niña que fue asesinada el sábado en cantón Las Pampas de Tecoluca, San Vicente, tratan de escudriñar en sus mentes y sus consciencias sobre qué pudo haber inducido al sujeto para abusar de ella y quitarle la vida con tanta saña al punto de dejarle caer una piedra en el rostro.

Entre palabras y llantos, el padre de Jennifer Abigaíl trataba de reconstruir aquel momento (sábado 7:00 de la noche) en que él, junto a sus dos pequeñas hijas, salieron de casa de la abuela rumbo a la suya, situada a unos 30 metros de distancia.

El joven padre afirmó que camino a su casa entró a una tienda de la zona, pero la pequeña Jennifer, en vez de acompañarlo, salió corriendo a su vivienda.

De ese descuido se valieron cinco sujetos para tomarla y llevársela a un callejón. El padre, al no ver a su hija, comenzó a buscarla y a llamarle, pero nunca le respondió.

Avisaron a la Policía y los agentes comenzaron a buscarla y, 30 minutos después, la pequeña Jennifer Abigaíl fue encontrada pero lamentablemente muerta.

Poco después del triste hallazgo, la Policía detuvo a un sospechoso. En bartolinas el sujeto confesó ayer a los periodistas haber violado y asesinado a la pequeñita en momentos que estaba ebrio.

El sujeto argumenta que un grupo de pandilleros le ordenó que abusara y asesinara a la niña en una zona solitaria y oscura el sábado.

La confesión se contradice con las primeras versiones de la Policía, que descartó cualquier vinculación de pandillas en el asesinato de la menor.

Mientras que en la escuela donde estaba por graduarse de kínder la pequeña Jennifer Abigaíl, declararon luto tres días y exhibían los últimos trabajos de la niña.

La maestra de Jennifer Abigaíl dijo que no tenía queja de la menor ni de sus padres, era muy sociable y le gustaba compartir con los demás.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación