Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Asesinan a vigilante, a panadero y a vendedor en otra jornada violenta

En Santiago Nonualco, PNC registro un ataque que dejo dos muertos

Un vigilante privado fue ultimado a balazos en el caserío Las Crucitas, de Huizúcar, La Libertad. foto edh / douglas urquilla

Un vigilante privado fue ultimado a balazos en el caserío Las Crucitas, de Huizúcar, La Libertad. foto edh / douglas urquilla

Un vigilante privado fue ultimado a balazos en el caserío Las Crucitas, de Huizúcar, La Libertad. foto edh / douglas urquilla

Un vigilante privado que laboraba en un restaurante de la colonia Escalón, en San Salvador, fue ultimado a balazos ayer.

El ataque contra Adifredy Ponce Durán, de 39 años, fue cometido a las 5:00 a.m., a poca distancia de su vivienda, en la calle al Cajón, caserío Las Crucitas, en Huizúcar, La Libertad.

Mientras en Santiago Nonualco un ataque a policías dejó dos personas muertas, uno era un supuesto pandillero que había asesinado a una persona y se enfrentó a la autoridad.

Además, la FGR informó del homicidio del director de la escuela de Los Amaya, en Lolotique, identificado como Raúl Parada asesinado dentro de la dirección del centro escolar.

En otro caso, el propietario de una panadería fue ultimado de un balazo en la cabeza dentro de su negocio, en el condominio San Antonio, pasaje Vía Carmelo, en Mejicanos. Fue identificado como Einar Quintanilla Martínez, de 38 años.

Según la Fiscalía, cerca de las 6:00 a.m., de dos a tres sujetos armados llegaron al local donde se encontraba la víctima y unos ocho empleados, a quienes obligaron a colocarse boca abajo, solo dispararon contra Quintanilla.

También, dos sujetos a bordo de una motocicleta asesinaron a José Arnoldo Vargas Gaitán ayer a las 9:25 a.m.

Según la Fiscalía uno de los sujetos se bajó de la moto para indicar a su compañero que a quién matarían era Vargas Gaitán. Minutos más tarde el sujeto le disparó varias veces.

Algunos disparos también alcanzaron a un perro que se hallaba cerca de la víctima.

Vargas Gaitán vendía cocos en la calle El Calvario, frente a la alcaldía de Cuscatancingo.

En otro hecho, en el barrio San Carlos, de La Unión, una ingeniera que labora para una entidad gubernamental, fue víctima circunstancial de un ataque cometido por dos mareros.

Los delincuentes perseguían en una bicicleta a otro sujeto y dispararon pero en ese momento Marta H., de 34 años, circulaba por la zona en un vehículo y el proyectil la alcanzó en la cabeza. El hombre que buscaban los pandilleros salió ileso.

En la comunidad Adesco Roma, en San Salvador, fue hallado muerto Douglas Menéndez, de 33, quien a las 2:00 de la madrugada fue sacado por la fuerza de su casa por un grupo de hombres vestidos con ropa similar a los de la Policía.

Horas después, su cadáver fue encontrado en un predio baldío de la comunidad, frente a un muro manchado con grafiti de la pandilla 18.

Las autoridades informaron que Menéndez era un cabecilla de esa mara. Lo mataron con piedras y arma blanca.

Además, Ernesto Artiga Velásquez, de 32 años, fue asesinado en su casa situada en el cantón El Niño, en San Miguel.

La Policía detalló que 220 personas fueron asesinadas en 19 días que han transcurrido de mayo, lo que representa un aumento de 94 homicidios con respecto al mismo período de 2013. Además, las autoridades registran 475 asesinatos más para este año en comparación a 2013. Los datos detallan que 1,294 crímenes han ocurrido desde el 1 de enero hasta el 19 de mayo.

El ministro de Justicia y Seguridad Pública, Ricardo Perdomo, dijo que se han echado andar los planes operativos necesarios para poder contener la escalada de violencia que ha alcanzado un promedio 11 homicidios por día en mayo.

El funcionario sostuvo que han tenido reuniones con la Fiscalía y jueces para encontrarle una salida al problema de la inseguridad.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación