Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Asesinan a un joven en Santo Tomás

Era el sustento económico de su madre y hermana, ya que hace cinco años asesinaron a su hermano mayor

Geovany Alexander Cortez fue ultimado en la lotificación El Carmen, de Santo Tomás, dijo la PNC. Foto EDH / Jaime Anaya

Geovany Alexander Cortez fue ultimado en la lotificación El Carmen, de Santo Tomás, dijo la PNC. Foto EDH / Jaime Anaya

Geovany Alexander Cortez fue ultimado en la lotificación El Carmen, de Santo Tomás, dijo la PNC. Foto EDH / Jaime Anaya

Geovany Alexander Cortez, de 22 años, fue encontrado muerto ayer en la Lotificación El Carmen, de Santo Tomás, al sur de San Salvador.

El joven tenía en el cuello un lazo y múltiples golpes en el rostro y parte del tórax. Los investigadores detallaron que, según las evidencias, al parecer fue ahorcado.

El joven trabajaba en la bodega de un reconocido almacén situado en un centro comercial de Antiguo Cuscatlán y era el único sustento económico de la familia.

Trabajaba para mantener a su madre y a una hermana menor con discapacidad vocal y auditiva.

Cinco años atrás, su hermano mayor también fue asesinado cuando trabajaba como cobrador en un microbús de la ruta 37, dijeron los parientes.

Después del hecho de ayer, vecinos mostraron extrañeza por lo ocurrido, ya que aseguraron que este es el primer caso violento que se da en la referida lotificación.

Comentaron que no escucharon ruidos extraños que los alertaran de la muerte del joven. El cadáver fue abandonado en un parqueo, oculto entre dos vehículos.

La víctima fue vista por última vez la noche del sábado, cuando departía con otros conocidos cerca de su vivienda, dijeron los vecinos.

"Esta es la única colonia en Santo Tomás en la que no hay presencia de delincuentes o mareros. Nos extraña el homicidio, porque acá no es peligroso", comentó un amigo de la víctima.

Los policías declararon que Cortez no tenía los zapatos ni portaba la billetera ni su celular. No descartaron el robo como móvil del crimen.

Matan a presunto marero de la Salvatrucha

En otro hecho de violencia, Marlon Geovany Rivera, apodado El Garrobo y presunto integrante la Mara Salvatrucha del cantón Cangrejera (La Libertad), fue encontrado muerto a balazos entre unos cañales del referido cantón.

El sábado en la tarde salió a ver a una mujer con quien mantenía relaciones sentimentales, pero ya no regresó a su casa. Ayer en la mañana lo hallaron muerto.

Pese a que la zona donde apareció es dominada por la MS, las autoridades policiales indicaron que los asesinos tatuaron un número 18 en el cuerpo de la víctima. Aparentemente, lo mataron en otro lugar y luego abandonaron el cadáver donde fue hallado.

De acuerdo con fuentes policiales, desde los centros penales están enviando órdenes a cada palabrero (cabecilla de clica) de "limpiar" su zona.

También Luis Alonso González, de 71 años, fue encontrado ahorcado en el interior de su casa en Ciudad Delgado; se presume que fue un suicidio.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación