Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Asaltan la casa de un funcionario judicial en la colonia Miramonte

Los delincuentes mantuvieron de rehenes a la familia y otros visitantes durante unos 10 minutos.

El hecho se produjo en una residencia de calle Las Oscuranas, en Altos de la Miramonte.

El hecho se produjo en una residencia de calle Las Oscuranas, en Altos de la Miramonte.

El hecho se produjo en una residencia de calle Las Oscuranas, en Altos de la Miramonte.

La familia de un funcionario judicial vivió por lo menos 10 minutos de angustia y temor, durante el asalto a su residencia en calle Las Oscuranas de la residencial Altos de la Miramonte, en San Salvador.

Al menos seis individuos, al parecer pandilleros, armados con pistolas, irrumpieron violentamente a las 7:30 de la noche del viernes pasado en la casa del funcionario, cuya identidad no se proporcionó por razones de seguridad.

Los asaltantes llegaron en el vehículo placas P663-281 y aprovecharon de que los hijos del funcionario se encontraban afuera de la casa. El referido auto fue robado el 7 de mayo en Mejicanos, según el registro de la Policía.

Los delincuentes obligaron a los menores a entrar a la casa, pero una persona, al observar a los individuos armados y que amenazaban a los menores, pudo tocar el botón de pánico (alarma) que estaría conectado con una agencia de seguridad privada.

Los delincuentes llevaron a toda la familia y visitantes hasta el patio de la casa y los obligaron a tirarse boca abajo en el suelo, según testigos.

Mientras unos de los delincuentes se dedicaba a desmontar los televisores de la pared y a juntar otros aparatos eléctricos para llevárselos, uno de los delincuentes tomó a un niño de 7 años y le apuntó con su pistola.

El delincuente les decía a los residentes que le dieran la llave de la caja fuerte o de lo contrario le haría daño al menor, mientras sus padres le suplicaban que no lo agrediera.

Fue en esos precisos momentos en que se escucharon disparos que habrían hecho los guardias privados que acudían al llamado de emergencia, según vecinos.

Cuando los delincuentes oyeron los disparos, escaparon por los techos de las casas vecinas. Sin embargo, uno de ellos cayó en la sala de una vivienda, al romperse el techo de la misma, ante el asombro de sus residentes que veían televisión. El ladrón se introdujo al cuarto sanitario donde rompió el cielo falso y luego la lámina para escapar. Ningún asaltante fue capturado.

Al sitio llegó personal de la seguridad de la Corte Suprema de Justicia (CSJ).

Un oficial de la Policía explicó que los asaltantes lograron robar siete celulares, una cartera de mujer con documentos personales, una tableta electrónica y un teléfono celular con GPS.

El oficial dijo desconocer si en la casa residía un juez, aunque sostuvo que la propietaria de la vivienda trabaja en la Corte Suprema de Justicia.

Aunque de acuerdo con las circunstancias en las que se dio el hecho todo indica que se trataba de un robo, las víctimas manifestaron su temor a la Policía de que se podría tratar de un atentado contra el funcionario judicial.

El 24 de mayo de 2013, un estudiante de ingeniería fue asesinado por hombres que entraron a robar a su casa, situada en la misma calle donde asaltaron al funcionario judicial. En esa oportunidad, el hermano de la víctima resultó lesionado de bala.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación