Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Arzobispo respalda Sala Constitucional

Además cuestionó la negativa del Ejecutivo de revelar gastos de sus viajes

Magistrados Florentín Meléndez, Rodolfo González, Belarmino Jaime y Sidney Blanco forman el Tribunal Constitucional. Foto EDH

Magistrados Florentín Meléndez, Rodolfo González, Belarmino Jaime y Sidney Blanco forman el Tribunal Constitucional. Foto EDH

Magistrados Florentín Meléndez, Rodolfo González, Belarmino Jaime y Sidney Blanco forman el Tribunal Constitucional. Foto EDH

El Arzobispo de San Salvador, José Luis Escobar Alas, reafirmó ayer su respaldo al trabajo de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia frente a las intenciones de destituir a sus magistrados.

El prelado católico se refirió a un recurso interpuesto ante otro tribunal, la Sala de lo Contencioso Administrativo, específicamente contra el nombramiento de los magistrados Belarmino Jaime, Florentín Meléndez, Sidney Blanco y Rodolfo González, efectuado en 2009.

La Sala de lo Constitucional, sin embargo, le ordenó a la de lo Contencioso que se abstuviera de tramitar el recurso, cuyo promotor manifiesta que busca impedir la destitución de Salomón Padilla como presidente de la Corte Suprema.

El Tribunal Constitucional tiene en juicio la elección de Padilla en vista de que éste, según otra demanda, ha admitido tener vínculos con el partido de gobierno FMLN y la Constitución le manda ser independiente y apolítico.

La Sala de lo Constitucional tiene la potestad de dirimir cualquier dificultad en cuanto a establecer si es o no constitucional un recurso interpuesto por un ciudadano "y eso es lo que ha hecho la Sala", afirmó el arzobispo.

"Que si nos gusta o no nos gusta, si nos afecta o no nos afecta, eso es otra cosa, pero ese es el orden constitucional. Alguien tiene que ser la autoridad y tener el arbitraje, y esa es la labor de la Sala de lo Constitucional", sentenció.

Para el prelado, esta es una Sala de lo Constitucional que ha buscado actuar con independencia y resolver verdaderamente los recursos que se le han presentado en beneficio de los salvadoreños.

La Sala ha enfrentado la resistencia de diputados a la Asamblea Legislativa a acatar sentencias y resoluciones. "El conflicto entre poderes definitivamente no abona, sino que perjudica la vida democrática de un pueblo", afirmó Escobar Alas ante esto.

"No quiero parcializarme ni hacer defensas ni acusaciones, pero es un sentir nacional, no lo digo yo, lo dice la sociedad en un gran porcentaje de personas, que esta es una Sala de lo Constitucional que ha buscado actuar con independencia", enfatizó monseñor Escobar.

A juicio del arzobispo capitalino, en un Estado de Derecho deben respetarse y acatarse las resoluciones de la Sala de lo Constitucional.

Monseñor Escobar Alas expresó que, a su entender, el recurso interpuesto contra la Sala de lo Constitucional no procede en vista de que los magistrados titulares de la Sala de lo Contencioso se excusaron de tramitarlo.

"Sin duda hubo intención de ese recurso, pero la Sala de lo Contencioso Administrativo recusó aquella solicitud, lo que significa que no procede", interpretó.

Escobar Alas llamó a tener cuidado, porque lo que menos conviene es "que tengamos un país fallido, donde no opere la justicia, ni se viva el Estado de Derecho, sería muy triste".

Al ser cuestionado sobre la posición del presidente Mauricio Funes de negarse a revelar sus gastos y viajes, monseñor Escobar consideró que esto equivale a negarle al pueblo el derecho de conocer información pública.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación