Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Alumna acusa a instructor de manejo de acoso sexual

Juez de Paz ordenó que imputado siga siendo procesado pero sin permanecer en prisión Víctima es una joven de 17 años, quien fue acosada en su última clase de conducir Sujeto al parecer obligó a la alumna a tocar sus genitales en el parqueo de la esc

Un instructor de una escuela de enseñanza de manejo de San Salvador es procesado por el delito de acoso sexual en perjuicio de una menor de 17 años.

De acuerdo con la autoridades policiales, el imputado es Reyes Ángel R. E., de 27 años quien fue detenido el 27 de noviembre, una hora después de haber supuestamente abusado de una alumna suya.

La jovencita quien para efecto del caso será identificada como María Eugenia, (nombre ficticio), realizaba su último día de clases cerca de las 9:45 de la mañana.

La señorita relató que el acoso del instructor en el día 18 de clases, comenzó con preguntas indiscretas como: la talla de sus prendas íntimas, del pantalón y blusa; a lo que la alumna se negó a responder, aduciendo que ni a sus padres confesaba esa información.

Además se negaba porque sus preguntas no guardaban ninguna relación con el curso que recibía, al tiempo que las calificó de "abusivas".

Pero aunque la menor se mostraba indiferente a sus preguntas, el instructor, al parecer aumentaba el nivel de su acoso y a pocos metros del estacionamiento de la escuela, el sujeto le tomó la mano y se la llevó hasta sus genitales.

Además, en el parqueo de la escuela para dar por terminado el curso, el sujeto aparentemente besó las mejillas de la alumna. Como reacción, la joven salió corriendo a la administración de la escuela y lo denunció por los supuestos abusos del que había sido víctima.

Una empleada administrativa redactó una nota, en la que relataba la conducta supuestamente indecente del instructor y aseguró a la joven, que tomarían las medidas de control y sanción necesarias para evitar que esos abusos se repitan.

Luego, la ofendida fue a su casa donde relató lo sucedido a su madre. El padre de la joven, pidió a su esposa que inmediatamente se fueran a un puesto policial a denunciar el supuesto abuso. Minutos después la madre de la joven puso la denuncia en la Policía y ésta horas después fue a detener al sujeto.

Tres días después se desarrolló la audiencia inicial en la que la Fiscalía solicitó a la jueza Sexto de Paz, la detención provisional del instructor mientras es procesado judicialmente.

La defensa sostuvo que la Fiscalía no había determinado el tiempo de detención de su cliente, por lo que, la demanda debió haberse declarado inadmisible por la jueza.

Tampoco la Fiscalía presentó peritajes psicológico de la joven para probar el grado del daño ocasionado.

El abogado también afirmó que no había ninguna queja de abuso de otras alumnas suyas, además no existen testigos que hayan visto los supuestos abusos que asegura la víctima, pese a que ningún vehículos, en los que imparten clases de manejo están polarizados para que ningún testigo haya visto alguna irregularidad.

Pero ante la negativa de la jueza de anular el proceso por incumplimiento de plazos, el abogado pidió a la jueza que su defendido debía seguir libre mientras es procesado.

Agregó que el acusado tenía lugar de residencia establecida, un empleo permanente, una familia y otros para descartar cualquier intento de fuga del procesado.

Finalmente, la jueza retomó los argumentos de la defensa y concedió la libertad condicional, al tiempo que ordenó que el proceso siga su curso. Como medida, le impuso no salir del país, no cambiarse de domicilio y no acercarse a la víctima.

La Fiscalía no satisfecha con la resolución judicial apeló ante la Cámara de lo Penal, en la que pidió a los magistrados revocar la decisión jueza Sexto de Paz y que imputado vaya a prisión mientras es investigado.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación