Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

2015: el peor año para la Policía desde su fundación, 58 policías muertos

La mayoría han sido asesinados cuando gozaban de sus días libres y otros han muerto en enfrentamientos.

ctv-qmq-file-d40a1de5-bb5b-54d5-ce0a-9ec0e40fcb0e

Este año quedará registrado en la historia de la Policía Nacional Civil (PNC), con el mayor número de bajas que ha sufrido desde su fundación, ya sea porque los policías fueron asesinados mientras gozaban de sus días libres o porque murieron en el cumplimiento del servicio.

Los registros de la Policía y de la Fiscalía dan cuenta que 58 integrantes de la corporación policial murieron a raíz de la violencia criminal, que en su mayoría es provocada por las pandillas terroristas.    

La mayor parte de los 58 policías fueron asesinados cuando estaban de licencia, ya sea en su casa de habitación o cuando iban o regresaban de trabajar. Sin embargo, tres de los agentes murieron en hechos derivados por discusiones entre ellos, mientras se emborrachaban.

Los hechos violentos en los que han muerto los policías están concentrados en 36 municipios del país, según la Fiscalía y la Policía.

Las autoridades detallan que 19 de los policías murieron en el departamento de San Salvador; 12 en La Libertad, siete en La Paz, cuatro en San Miguel, cuatro en Santa Ana y cuatro en Cuscatlán, y los otros en el resto de departamentos del país.      

San Salvador y Apopa son los municipios con el mayor número de crímenes contra policías: siete homicidios en cada uno de esos dos lugares y en San Juan Opico, mataron a cinco agentes.  

 El informe detalla que 55 de los policías fueron asesinados con arma de fuego, dos más con arma blanca y uno con otro tipo de arma.    

El 29 de junio pasado se convirtió en el día más fatídico para la corporación policial, con tres de sus integrantes muertos en ataques cometidos por pandilleros.    

Uno de esos ataques se produjo contra el taller de la Policía situado en la 20a. Avenida Sur del barrio San Esteban, al oriente de San Salvador. Un mecánico de la Policía murió y dos agentes resultaron heridos.  

Por la tarde de ese mismo día, el cabo Sergio de Jesús Estrada González, fue asesinado en la colonia Valle Verde III, en Apopa.  Estrada andaba de licencia, pertenecía a la Unidad de Control Migratorio.  

Además, el sargento Carlos Romeo Pérez Hernández también fue víctima del ataque que pandilleros hicieron contra el puesto de El Pedregal, situado en el desvío a la Costa del Sol, departamento de La Paz.      

Un día después, 30 de junio, pandilleros terroristas asesinaron a la agente Ana Daysi Cabrera Hernández, en la calle Las Isletas, cantón San Felipe, en San Pedro Masahuat, La Paz.    

Había llegado junto a otros agentes a verificar una denuncia ciudadana sobre la presencia de pandilleros armados.

La patrulla policial fue atacada y se produjo un tiroteo. Además de la agente, murieron dos mareros.    

Hasta septiembre pasado, la Fiscalía registraba 12 casos  de policías asesinados que han sido judicializados y se han realizado 63 capturas, la mayor parte pandilleros. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación