Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Salvadoreños siguen quedando atrapados en el desierto de Arizona

A pesar de las campañas de prevención y de la considerable disminución en el tráfico de inmigrantes indocumentados por el sector las personas continúan arriesgando su vida, según autoridades

Salvadoreños siguen quedando atrapados en el desierto de Arizona

Salvadoreños siguen quedando atrapados en el desierto de Arizona

Salvadoreños siguen quedando atrapados en el desierto de Arizona

Agencias federales y estatales realizaron un operativo conjunto para rescatar a un salvadoreño que cayó a un acantilado al oeste del desierto y presentaba graves heridas, el hombre fue trasladado vía aérea a un hospital de Tucson.

A pesar de las campañas de prevención y de la considerable disminución en el tráfico de inmigrantes indocumentados por el desierto de Arizona los salvadoreños continúan arriesgando su vida, según señalan las autoridades migratorias.

"El hombre cayó en un área de las montañas de Baboquiari, cerca de Sasabe, y sufrió múltiples heridas", informó la Patrulla Fronteriza en un comunicado. El reporte agregó que el hecho ocurrió el pasado 7 de mayo cuando el inmigrante se comunicó a las 8:00 de la noche con la línea de emergencia 911 y pidió ayuda para ser rescatado.

"Cuando los inmigrantes que llaman al 911 podemos saber de donde están llamando (si es desde un número de teléfono de Estados Unidos) y empezar un operativo de rescate", dijo Peter Bidegain, vocero de la Patrulla Fronteriza.

De inmediato el equipo de Búsqueda, Trauma y Rescate de la Patrulla Fronteriza (BORSTAR) inició la búsqueda con la Oficina de Aire y Marina (OAM) y oficiales de la Guardia Nacional de Arizona.

La tripulación aérea localizó al hombre en un área que está a una hora de Tucson y pidió más refuerzos para transportarlo a un hospital.

Agentes en tierra atendían a la víctima que presentaba varias heridas en su cabeza, lesiones en la espalda y las piernas.

Los agentes BORSTAR evaluaron la situación y pidieron apoyo aéreo, el inmigrantes salvadoreño fue enviado con los agentes de OAM en un helicóptero (Blackhawk) equipado con una grúa de rescate al hospital de la Universidad de Arizona.

Inicialmente, se identificó como mexicano pero al ser dado de alta del hospital cuando los agentes le tomaron las huellas dactilares se dieron cuenta que era originario de San Miguel, El Salvador.

El Consulado de El Salvador fue notificado de la situación y asiste en estos momentos al inmigrante que se encuentra detenido en el centro de detención de Florence (Arizona) mientras enfrenta un proceso de deportación.

"Lamentablemente como el tráfico de personas se ha vuelto un negocio tan rentable que los coyotes buscan la forma de como engañar a nuestra gente, desde la facilidad del viaje, hasta ponerlos hacer dos o tres intentos", dijo Joaquín Chacón, cónsul de El Salvador en Tucson a elsalvador.com.

Según Chacón, los traficantes abandonan a los inmigrantes cuando quedan heridos o ya no pueden seguir el camino.

Patrulla Fronteriza señaló que en casos como este los agentes cambian el rol de la aplicación de la ley para rescatar a los inmigrantes heridos o abandonados y salvarles la vida.

Después son procesados para su deportación según las políticas del sector Tucson.

Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación