Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

En el Médico Quirúrgico

El ISSS pone filtros a la entrega de analgésico

Autoridades verifican todas las recetas prescritas en junio, por área y los expedientes en el hospital

El ISSS coteja recetas y suministro de Fentanilo

Las autoridades del ISSS continúan la investigación sobre el cambio del analgésico por adrenalina en el Médico Quirúrgico

La falla en el control del analgésico Fentanilo en el Hospital Médico Quirúrgico del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS), lo cual llevó a la muerte a una señora de la tercera edad y le ocasionó daños graves a la salud de un joven de 21 años, ha obligado a la institución a implementar nuevos mecanismos en el despacho y uso del fármaco.

A la vez, las autoridades  mantienen una investigación para dar con los posibles involucrados en cambiar las ampollas de Fentanilo por adrenalina en los quirófanos de ese centro hospitalario, tal y como lo comprobó  y expuso a inicios del mes la Dirección Nacional de Medicamentos (DNM).El ISSS, también, indaga si hay fuga de medicamentos en otras dependencias.

Benjamín Coello, subdirector de Salud del ISSS, dijo que se recogieron todas las recetas dispensadas del analgésico entre el 1 y 30 de junio de este año y se agruparon por dependencia, es decir, las que se despacharon a la Máxima Urgencia, los Quirófanos y a la  Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del MQ.

En cada una de ellas, por dependencia, se verifica quién indicó el Fentanilo, en qué fecha, a qué pacientes, quién fue a retirar el producto a la farmacia, la persona que lo despachó y quién se lo puso al derechohabiente.

En una segunda etapa procederán a revisar todos los expedientes de los pacientes a los que se les prescribió el medicamento para verificar si la indicación de Fentanilo fue justificada o no.

“Porque puede ocurrir que yo, soy médico e internista, indique cinco ampollas de Fentanilo y deje una receta y nunca se la ponga a la paciente, y al revisar el expediente estamos hablando de una persona con neumonía en la que no hay indicación de usarlo”, comentó Coello.

Entre el 21 y 22 de junio de este año, los pacientes Hortencia de Campos  y un joven   llegaron a la Emergencia del Médico Quirúrgico por sospecha de una apendicitis aguda, ambos sufrieron un infarto cardiorespiratorio tras aplicarles ampollas con la viñeta de Fentanilo. 

La señora, de 79 años,  murió el 27 de ese mismo mes; al joven le dieron el alta médica luego de pasar varios días en la UCI.

Tras darse a conocer públicamente estos casos, la DNM inició una investigación, recogió de los quirófanos del hospital  14 ampollas que tenían viñetas de Fentanilo con alteraciones, es decir, con indicios que se la habían retirado y colocado otra; luego analizó el contenido y determinó por prueba de laboratorio que se trataba de adrenalina.

El mismo proceso se hizo a la jeringa con la que le inyectaron el fármaco a Hortencia, el resultado fue el mismo.

“Supuestamente esa jeringa tenia Fentanilo y lo que hay cromatográficamente (separación de gases o líquidos) es epinefrina, o sea que lo que le colocaron al paciente es adrenalina”, declaró el 7 de julio, Vicente Coto, director nacional de Medicamentos.

Coello expresó que con la investigación están tratando de identificar si hay indicaciones, despacho o retiro de Fentanilo que no encaje con el uso de este producto. 

“Si nos aparecen los mismos nombres, los mismos apellidos, probablemente ya tenemos algunas personas altamente sospechosas de que algo no haya estado bien”, acotó el médico.

Resguardo
El subdirector de Salud del ISSS reitera que en este caso, del cambio del medicamento en los quirófanos, hubo dolo y reconoce que los procesos de control del producto no eran minuciosos.

Ahora, de acuerdo con Coello, el control de cuántas ampollas se indican a diario, de cotejar con las hojas de anestesia, de la cantidad de frascos suministrados a los pacientes, quién lo indicó, quién lo suministró, se hace a diario y se centralizó el resguardo del producto en un solo mueble, en uno de los quirófanos y permanecen bajo llave.

Una sola persona, en sala de operaciones es la encargada de entregar el medicamento a los técnicos de anestesia y ese empleado debe regresar el frasco vacío para poder recibir otras.

Coello expresó que en las nuevas licitaciones se está pidiendo a los proveedores que el nombre del producto esté grabado en el vidrio y que no sean viñetas.

La Fiscalía General de la República ha iniciado una investigación, Coello expresó que también secuestraron ampollas de Fentanilo y han citado a declarar a varios empleados del MQ.

Por su parte la DNM continúa verificando el proceso de resguardo del producto. El 7 de julio, el director de la entidad, manifestó que habían graves fallas en el control y custodia del Fentanilo.

Referente a ese señalamiento, Coello dijo que la DNM ha llegado a revisar con un manual, que aún no está sistematizado como un lineamiento oficial, cómo custodian el Fentanilo en el hospital.

“Han estado revisando si tenemos o no tenemos bajo llave el stock de medicamentos, si existe una sola persona responsable, si se puede identificar, si auditamos a diario o no las indicaciones de estos medicamentos … y ya nos dieron los primeros reportes”, acotó Coello.

Mientras tanto, los familiares de Hortencia, la víctima mortal, esperan que a los responsables de cambiar el medicamento les suspendan la autorización para ejercer la profesión y paguen penalmente. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación