Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

FMI y Oficina del Tesoro advierten de golpe global por cierre

Funcionarios de esas entidades piden que se resuelva crisis pronto

El presidente de la Cámara de Representantes de EE. UU., el republicano John Boehner (i), camina por el Capitolio en Washington. Boehner aseguró ayer que tomará medidas para evitar una suspensión de pagos. Foto EDH / EFE

El presidente de la Cámara de Representantes de EE. UU., el republicano John Boehner (i), camina por el Capitolio en Washington. Boehner aseguró ayer que tomará medidas para...

El presidente de la Cámara de Representantes de EE. UU., el republicano John Boehner (i), camina por el Capitolio en Washington. Boehner aseguró ayer que tomará medidas para evitar una suspensión de pagos. Foto EDH / EFE

ESTADOS UNIDOS. Cada vez hay más presión hacia los legisladores estadounidenses para que logren un acuerdo que ponga fin al cierre administrativo que inició el pasado 1 de octubre y que pone en riesgo que Estados Unidos se quede sin efectivo y que no pague sus deudas.

La directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, alertó ayer del impacto global negativo que tendría una falta de acuerdo para aumentar el tope de la deuda de EE. UU. el 17 de octubre.

"El cierre parcial de la administración es suficientemente malo, pero el fracaso a la hora de elevar el techo de deuda sería mucho peor, y podría dañar seriamente no solo la economía estadounidense, si no toda la economía global", afirmó Lagarde en una conferencia en la Universidad George Washington.

"Es crítico que esto se resuelva lo antes posible", subrayó la funcionaria.

La administración de EE. UU. cumple hoy su cuarto día de paralización parcial después de que el Congreso fuese incapaz de alcanzar un acuerdo sobre un nuevo presupuesto, lo que ha provocado el cese de operaciones de numerosos servicios públicos y la suspensión de empleo de cientos de miles de funcionarios federales.

Se espera que la incertidumbre fiscal en EE. UU. se mantenga dado que en apenas dos semanas el Tesoro estadounidense ha anunciado que alcanzará el techo de deuda federal de $16.7 billones, lo que amenaza con situar al país al borde de la suspensión de sus pagos.

La peor caída

La economía podría sufrir una caída peor que la Gran Recesión si el Congreso no aumenta el límite de endeudamiento federal y el país no cumple sus obligaciones de pago de débito, dijo también ayer el Departamento del Tesoro de EE. UU.

Un incumplimiento de pagos podría causar que se congelen los mercados crediticios de la nación, que se desplome el valor del dólar y que asciendan vertiginosamente las tasa de interés estadounidenses, según el reporte del Tesoro.

Funcionarios del Departamento del Tesoro esperan que al presentar las consecuencias potenciales sean capaces de presionar a que actúe el Congreso.

El secretario del Tesoro Jacob Lew ha dicho que utilizará las medidas extraordinarias a su disposición para evitar exceder el tope de endeudamiento el 17 de octubre. Después de eso, el gobierno tendrá a la mano aproximadamente 30,000 millones de dólares.

El reporte consideró las alteraciones ocasionadas a los mercados financieros durante un impasse similar entre el gobierno y el Congreso sobre incrementar el límite de endeudamiento en 2011; luego hizo proyecciones sobre qué ocurriría si hubiera ciertamente un incumplimiento de pagos.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, el republicano John Boehner, aseguró a sus colegas de partido que está dispuesto a tomar las medidas que sean necesarias para que el país no entre en suspensión de pagos el 17 de octubre, informó el diario The New York Times.

El presidente Obama acusó directamente a Boehner de ser el causante de que el cierre administrativo no termine. "Lo único que impide que todo eso suceda ya, hoy, en los próximos cinco minutos, es que el presidente (de la cámara baja) John Boehner se niega a someter el proyecto a una votación por sí o por no porque no quiere enfurecer a los extremistas en su partido", afirmó Obama.

La Cámara baja aprobaría ayer que se entregue fondos para los veteranos, pero Obama no acepta que se desbloquee la administración del gobierno por sectores, sino que se haga general.—AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación