Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Sana mi Corazón recibió donativo de más de $58 mil

b Es producto de venta de Big Mac el pasado viernes en los McDonald's

Representantes de Sana mi Corazón y de McDonald's muestran el cheque simbólico. Foto EDH / rené quintanilla

Representantes de Sana mi Corazón y de McDonald's muestran el cheque simbólico. Foto EDH / rené quintanilla

Representantes de Sana mi Corazón y de McDonald\'s muestran el cheque simbólico. Foto EDH / rené quintanilla

La Asociación Sana mi Corazón recibió ayer el donativo de más de 58 mil dólares prometido por McDonald's, producto de la venta de Big Mac del 2 de septiembre.

Sana mi Corazón es una organización sin fines de lucro que, de la mano con empresas privadas y personas altruistas, ayuda a niños que provienen de familias de escasos recursos económicos para que sean sometidos a tratamiento médico de las enfermedades cardiacas que padecen.

El donativo total ascendió a $58,872.90, producto de la venta de 17,574 Bib Mac el vienes pasado en las 14 sucursales de McDonald's en San Salvador, La Libertad, Santa Ana y San Miguel.

La entrega oficial del donativo fue realizada en la sucursal de dicha cadena de restaurantes de comida rápida en El Salvador del Mundo y estuvo a cargo de Luis González, gerente de Operaciones de McDonald's Mesoamérica.

"Estamos muy felices porque este día entregamos de manera oficial este importante donativo a Sana mi Corazón, ya que sabemos que con estos fondos muchos niños podrán ser intervenidos y tener una mejor calidad de vida", dijo González.

El ejecutivo también expresó palabras de agradecimiento para los miles de salvadoreños que contribuyeron comprando los 17 mil 574 Big Mac, que fueron convertidos en sonrisas durante el cuarto McDía Feliz por los niños de El Salvador.

"Queremos expresar nuestros agradecimientos a todas las personas que colaboraron para el éxito del McDía Feliz por los niños. Sin ellos no hubiese sido posible convertir Big Mac en sonrisas", acotó.

La donación fue recibida por el presidente de la Asociación Sana mi Corazón, Enrique Borgo, y algunos niños beneficiados con la obra benéfica.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación