Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Rusia modificará la lista de alimentos importados prohibidos a Occidente

Se trata de productos que consumen aquellas personas que sufren de alergia o diabetes, además de materias primas para garantizar la competitividad de la producción nacional

Rusia modificará la lista de alimentos importados prohibidos a Occidente

Rusia modificará la lista de alimentos importados prohibidos a Occidente

Rusia modificará la lista de alimentos importados prohibidos a Occidente

Rusia anunció hoy que modificará la lista de alimentos occidentales cuya importación ha sido prohibida y que afecta a aquellos países que han adoptado sanciones contra Moscú debido a su papel en el conflicto ucraniano.

"Hemos acordado que para mañana prepararemos propuestas para modificar la lista de productos prohibidos por su impacto en ciertas categorías de la población", aseguró Arkadi Dvorkovich, viceprimer ministro ruso, citado por la agencia Interfax.

Dvorkovich especificó que se trata de productos que consumen aquellas personas que sufren, por ejemplo, de alergia o diabetes, además de materias primas para garantizar la competitividad de la producción nacional.

"Me refiero a la materia prima para la elaboración de una cierta clase de productos. Se trata de leche sin lactosa, productos para diabéticos y alérgicos, algunos aditivos alimenticios, aditivos biológicamente activos, así como semillas y alevines para acuicultura", aseguró.

Dvorkovich agregó que los alimentos deportivos también serán eximidos de la lista, aunque matizó que hasta mañana, viernes, no se conocerá su volumen.

Además, dijo que las autoridades se plantean excluir de la lista de sancionados a Groenlandia y las Islas Feroe, que exportan grandes cantidades de pescado al mercado ruso.

La imposición de sanciones contra las frutas, verduras, carnes, pescados, lácteos y productos perecederos, en general, procedentes de Occidente preocupa a ciertos sectores de la población rusa menos acomodada, que temen un aumento de los precios.

De poco sirvió que el Gobierno ruso insistiera en que impedirá un alza de los precios y haya entablado consultas con varios países, en particular de América Latina, para cubrir el hueco dejado por las importaciones occidentales.

Mientras, el presidente ruso, Vladímir Putin, defendió hoy la prohibición de las importaciones occidentales introducida hace una semana.

"Nuestras acciones son: primero, legales; segundo, fundadas, y además irán en beneficio de la economía", dijo al dirigirse a los diputados durante una reunión celebrada en la ciudad costera de Yalta, en la península de Crimea anexionada por Rusia a Ucrania.

Reconoció que hace sólo cuatro años el país no podía introducir un embargo a los alimentos occidentales, ya que los productores rusos no estaban preparados.

"Hace diez años importábamos de EEUU 360,000 toneladas de carne de pollo. Los llamaban 'los muslos de Bush'. El pasado año fueron sólo 200,000", señaló.

Y destacó que la prohibición de las importaciones será "dolorosa" para Estados Unidos y la Unión Europea, entre otros países.

"No puedo decir que vaya a ser catastrófica para nuestros socios, pero sí sensible y dolorosa", indicó.

Putin negó que estas medidas supongan una violación de las reglas vigentes en la Organización Mundial de Comercio, ya que en los documentos de ingreso se estipulaba que Rusia tiene derecho a imponer restricciones a las importaciones si su seguridad económica resulta amenazada.

Y recordó que los países occidentales crearon esas amenazas al imponer sanciones, entre otros, contra el Rosseljozbank, el Banco Agrícola Ruso.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación