Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Revisarán contratos de energía renovable en Honduras

En Honduras se aprobaron alrededor de 20 proyectos de energía solar, con una capacidad instalada de 619 megavatios.

La junta directiva de la ENEE aprobó en enero de 2014 varios contratos de energía limpia que ponen en riesgo el plan de rescate. Los incentivos aprobados por el Congreso Nacional se convertirán en una fuerte carga financiera para la Empresa Nacional de Energía Eléctrica, que de no subsanarse provocará que el gobierno de Honduras incumpla el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI), según lo destacan medios locales.

Tal es el caso de las plantas solares, de las que se aprobaron alrededor de 20 proyectos, con una capacidad instalada de 619 megavatios.

El beneficio aprobado consiste en un plus de tres centavos de dólar por kilovatio hora, el que recibirán los primeros 300 megavatios que estén listos antes del 31 de julio de 2015.

El Gabinete Económico, el que coordina el presidente del Banco Central de Honduras, Marlon Tábora, cuenta con información del impacto en las finanzas de la ENEE. Esos leoninos contratos de energía limpia amenazan la meta indicativa del gobierno de que la estatal eléctrica opere con cero déficit.

Se estima que el costo del kilovatio hora de energía solar será de 18 centavos de dólar.

Decreto 278-2013

A pesar de que la ENEE viene arrastrando una crisis financiera, las medidas aprobadas han estado más encaminadas a incrementar el gasto. Ejemplo de lo anterior es el contenido del decreto 278-2013.

El 31 de julio de 2013, el gobierno del presidente Porfirio Lobo Sosa aprobó el citado decreto, bajo el argumento de impulsar la diversificación de tecnologías y la reversión de la matriz de generación de energía eléctrica.

Con la reforma al artículo 2 de la Ley de Promoción a la Generación de Energía Eléctrica con Recursos Renovables se otorgaron nuevos incentivos, además de la exoneración de impuestos.

El artículo 3 reformado señala que el pago por potencia será el valor correspondiente al coste marginal de corto plazo. Este pago se aplicará durante los primeros 10 años, contados partir de la fecha de inicio de operación comercial. El precio base para la energía será indexado anualmente en función de la variación del índice de inflación de Estados Unidos. Los ajustes serán aplicados al final de cada año de vigencia del contrato de suministro.

Además, el incentivo del 10% sobre el precio base utilizado para el cálculo del pago por energía se mantendrá constante por 15 años.

El artículo 6 del decreto 278-2013 manda que los proyectos de generación de energía cuya fuente provenga de la tecnología solar foto voltaica, tienen derecho a tres centavos de dólar por kilowatt-hora como incentivo especial, más el 10 % legal.

Agrega que cada proyecto de generación tendrá una capacidad instalada máxima de 50 megavatios. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación