Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Registran menores ventas de harinas por bajo precio de maíz

Ha tenido un decrecimiento del 20 y 25 % de las ventas de algunos productos alimenticios como harinas de maíz

La empresa es reconocida por distribuir muchos productos líderes en el país. Foto EDH/archivo

La empresa es reconocida por distribuir muchos productos líderes en el país. Foto EDH/archivo

La empresa es reconocida por distribuir muchos productos líderes en el país. Foto EDH/archivo

La Distribuidora Comersal ha experimentado una disminución de ventas en ciertas categorías de productos. Según Jorge Luis Salume, Gerente General de Comersal, la distribuidora ha tenido un año complicado debido a que ha habido "tendencias y cambios en los hábitos de consumo de las personas".

Para el gerente, este comportamiento le ha brindado la pauta a la distribuidora de conocer mejor a los consumidores.

Explica que los consumidores buscan categorías que se acoplen más a sus necesidades, y por esto optan por productos más baratos, que actualmente, son los de mayor venta, según la distribuidora.

Salume explica que los productos que han sufrido mayor decrecimiento han sido aquellos que compiten con los granos básicos. El mejor ejemplo son las harinas de maíz, las cuales ha tenido menor impacto en el mercado por la baja del precio de maíz. En el mercado un quintal puede costar $16 en promedio debido a la sobreoferta.

Explica que las personas que hacen tortillas o pupusas, eligen comprar el maíz y molerlo en lugar de comprar la harina. Esto se ha convertido en una opción más cómoda para su presupuesto.

De igual forma, los productos enlatados que no son de necesidad básica han percibido menores ventas en el mercado. Muchos de estos productos son importados, por lo que poseen precios suntuosos. Muchas personas han dejado de consumir estos productos con tal de tener mayores ahorros. Con esto, la distribuidora ha visto un decrecimiento del 20 y 25 % de las ventas de sus productos.

Durante este año, algunos productores han decidido sacrificar calidad o contenido con el fin de mantener precios bajos. Esto se debe a que muchos consumidores también prefieren sacrificar la calidad de lo que consumen con el fin de ahorrar.

Según Salume, en la Asociación de Distribuidores de El Salvador (ADES) han notado en los supermercados que los consumidores están cambiando sus hábitos de compra. El gerente expresa que los clientes que consumían un producto específico optan por otro bien sustituto; es decir, el consumidor sacrifica su dieta con tal de mantener el mismo presupuesto. Esto se puede se puede definir como un cambio en la pirámide alimenticia de los consumidores por tener mejores precios.

Por otra parte, hay marcas que han elegido reducir el contenido de sus productos para mantener sus precios.

Esta opción ha alarmado a muchos consumidores, puesto que muchas veces la reducción de contenido es drástica y los clientes suelen advertir a las marcas sobre estos cambios. Sin embargo, muchos consumidores prefieren gastar menos que tener mayor contenido de los productos.

La otra cara

Los desinfectantes, pañales y bebidas son los que se mantienen como los más populares y los más demandados debido a sus promociones y menores precios.

Comersal encuentra su mayor apuesta en los nuevos productos puesto a que estos han mantenido estable el presupuesto de venta, en donde categorías populares como las bebidas, leche en polvo y sardinas han logrado un crecimiento en el volumen de ventas. Con esto la distribuidora esperan ver un crecimiento del 9 % en el presupuesto de ventas para finales de 2013. Según el gerente Comersal va "en línea con el presupuesto que se mantiene en 9 % y posiblemente un poco más arriba (9.5 %)".

Salume expresó que para los últimos meses del año esperan ver un crecimiento de ventas en aderezos y salsas.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación