Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Plagas amenazan con destruir 60 % de la producción de sorgo

El pulgón amarillo y la mancha de asfalto afecta el sustento de miles de productores.

ctv-vwr-maicillo

Son  miles de agricultores quienes mantienen a sus familias de la producción de sorgo, mientras esperan la cosecha de maíz.  | Foto por elsalv

Los productores de sorgo (maicillo) se mantienen preocupados desde el año pasado, ya que plagas como el Pulgón amarillo, el Pulgón normal y la mancha de asfalto, amenazan con llevarse una buena parte del fruto de su trabajo y el sustento para sus familias.

De acuerdo con el presidente de la Asociación Cámara Salvadoreña de Pequeños y Medianos Productores Agropecuarios (Campo), Luis Treminio,  la proliferación de estas plagas ha puesto en riesgo un 60 % de la producción.

El insecto Melanaphis sacchari, mejor conocido como el pulgón amarillo del sorgo, puede causar grandes pérdidas a la producción del maicillo, incluso hasta ocasionar la muerte de la planta, ya que ataca a la planta succionando la savia de las hojas, de acuerdo con los expertos.

En este tema, el presidente de la Unión Comunal Salvadoreña (UCS), Ramón Mendoza, indico que desde el año anterior, varios productores de sorgo alertaron de la amenaza de estas plagas, sin embargo hasta la fecha no han tenido respuesta de parte de las autoridades.

Aunque el Ministerio de Agricultura (MAG) emitió un comunicado en noviembre del año pasado en el que informaba a los agricultores sobre el aparecimiento de esta plaga y medidas que podían tomar, una vez más el sector productivo asegura que no ha habido más que anuncios de parte de la cartera de Estado. 

Pese a que en el mismo boletín de prensa del MAG se daba  a conocer que en las investigaciones realizadas por los técnicos de la entidad, se había encontrado hasta 30 mil insectos en una sola planta; para los agricultores no significó un mayor aporte. 

Según lo explico el representante de la Unión Comunal Salvadoreña, esta plaga pudo haberse  proliferado aún más durante los tres meses de invierno a finales del año pasado, ya que no hubo suficiente agua para combatirlo y dada esta situación debió haber germinado y terminar contaminando varias plantaciones. 

Mendoza aseguro que el pulgón ya se ha detectado en Tacuba, la zona norte de Atiquizaya, Chalchuapa, Sonsonate, La Libertad, Taquillo, La Paz, San Vicente, Toluca, entre otros. 

Después del grave problema de sequía en varias partes del país, los productores no solo han tenido que enfrentar la falta de agua, sino que también la reproducción de plagas.

La mancha de asfalto es otro de los problemas que preocupa a los agricultores. Según lo explicaron la plaga es generada por una especie de hongo y ante la ausencia de lluvia se reproduce con mucha facilidad.  Estas son manchas parecidas al asfalto y cuando le cae a las milpas las seca por completo.

Aunque anteriormente se había detectado que este hongo afectaba en el área de las fronteras, hoy se ha encontrado presencia de este en la zona de Chalatenango y San Vicente.

Amenaza el sustento de los productores

El problema no solo radica en que las plantas sean afectadas por pestes, sino en que el maicillo es de gran importancia económica para los productores, ya que es una alternativa de subsistencia en la época en que escasea el maíz.

Según lo indico Treminio con este tipo de plagas la calidad del grano queda completamente afectada. “Los productores con esto subsisten el resto del año, de eso se alimentan, sino tienen producción no van a tener con que sobrevivir”, advirtió.

El maicillo es la cosecha de apoyo para los productores mientras se llega el tiempo de cosecha de maíz, y aunque solamente se hable de una producción que oscila entre los 3.7 y 4 millones de quintales, es una fuente generadora de recursos para los productores.“El problema es que cuando cae la producción, el Gobierno resuelve con permisos de exportación que solo benefician a los consumidores  pero no al productor”, dijo Treminio.

Para el representante de la Unión Comunal Salvadoreña, el Gobierno continúa sin declarar alertas cuando debería de hacerlo. “El Ministerio de Agricultura no debería de verlo como que ya estuvo el problema y ni modo, sino que ya debería haber una declaratoria y prepararse para el próximo año”, indico Mendoza.

Se estima que la misma cantidad de agricultores que siembran maíz, son los que también siembran sorgo.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación