Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El país aprovecha solo 3.4% las oportunidades del comercio global

A principios de la década de 1990, el país abrió sus mercados

Las exportaciones totales salvadoreñas crecieron 3.9% a agosto 2013, según el Banco Central de Reserva (BCR). foto edh / archivo

Las exportaciones totales salvadoreñas crecieron 3.9% a agosto 2013, según el Banco Central de Reserva (BCR). foto edh / archivo

Las exportaciones totales salvadoreñas crecieron 3.9% a agosto 2013, según el Banco Central de Reserva (BCR). foto edh / archivo

En plena era de la apertura comercial, El Salvador solo aprovecha el 3.4% las oportunidades mundiales de comercio, sobre todo las que le ofrecen los tratados comerciales firmados con varios países, según se desprende del Índice de Penetración de Mercados elaborado por el Banco Mundial.

El indicador que mide la posibilidad real de colocar sus productos dentro de un mercado meta, muestra que entre 18 países del mundo, El Salvador ocupa una de las posiciones más bajas después de Nicaragua. En contraposición con los buenos resultados obtenidos por Estados Unidos y Canadá, entre otros.

Para Carlos Moreno, director de Política Comercial del Ministerio de Economía (Minec), ese 3.4% refleja que el hecho de abrir mercados no garantiza nada, si esto no se acompaña de estrategias de desarrollo comercial.

"Hay experiencia exportadora, productos y relaciones comerciales con todo el mundo y si a pesar de eso no se les vende, eso significa que se están desaprovechando oportunidades", expresó Moreno, durante el conversatorio: Retos y oportunidades ante la apertura comercial en El Salvador, organizado por la Fundación Nacional para el Desarrollo (Funde).

Con tanta apertura y poco aprovechamiento, ¿cuál es el reto? La respuesta de Moreno es integrarse regionalmente y aplicar medidas de facilitación de comercio, además de avanzar en reglamentación técnica para el registro, etiquetado, empaque, requerimientos fitosanitarios y procedimientos aduaneros.

No pueden quedar atrás, dijo el funcionario, las iniciativas de transformación productiva en función a la competitividad, lo cual incluye elevar el sistema nacional de calidad, el desarrollo de sectores con ventajas comparativas y la adecuación de los productos de exportaciones a mercados meta.

Johanna Hill, socia de CA Trading Consulting Group, coincide con el hecho de que es necesario aprovechar más los tratados comerciales que el país ha suscrito con varios países, para lo cual, desde el sector privado se trabaja en impulsar una serie de iniciativas que también buscan la apertura de nuevos mercados y la diversificación de la oferta exportable. "Pero es importante que las reglas del juego se mantengan claras y no se sufran retrocesos, aumentar las capacidades competitivas y trabajar en fortalecer las estrategias de promoción de exportaciones", dijo la representante del sector privado.

Roberto Góchez, catedrático del departamento de Economía de la Universidad José Simeón Cañas (UCA), planteó que se debía revertir la liberalización económica y establecer un esquema de comercio regulado. No obstante, los representantes del sector privado y gubernamental refutaron tal argumento, aduciendo que los países más competitivos del mundo han suscrito acuerdos comerciales; aparte de que el país se abrió al libre comercio en 1995, y ahora más del 90% de los productos que vende gozan beneficios arancelarios.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación