Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

OIT: El Salvador entró a lista negra por violar convenios internacionales

País incluido dentro de 24 naciones que más violan convenios de la OIT. Dentro del listado también se encuentra Venezuela, que ya tiene sanciones laborales

OIT: El Salvador entró a lista negra por violar convenios internacionales

OIT: El Salvador entró a lista negra por violar convenios internacionales

OIT: El Salvador entró a lista negra por violar convenios internacionales

Como un riesgo grave para el país, calificó el presidente de la Asociación Salvadoreña de la Empresa Privada ANEP, Jorge Daboub, la violación a los convenios internacionales de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que colocó a El Salvador, junto a otras 23 naciones en una lista negra.

Según Daboub, estar en dicho listado puede provocar sanciones tales como que las Naciones Unidas retire su apoyo a El Salvador y que países como Estados Unidos también impongan medidas de castigo.

Ya a Venezuela, incluida también en la lista negra de la OIT por el incumplimiento a Políticas de Libre Asociación, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, PNUD, le retiró su apoyo, mencionó Daboub. "Cuando un país tiene varios años de incumplir los convenios, lo primero es que quitan el apoyo de cualquier programa de Naciones Unidas y lo segundo; es que también se pueden perder acceso a financiamiento de organismos internacionales, además Estados Unidos es un participante fuerte en la OIT y ellos se reservan el derecho de imponer otro tipo de sanciones...", explicó.

Se violó principio de Libre Asociación

El presidente de la gremial, Jorge Daboub, destacó que una delegación de la ANEP, encabezada por su director ejecutivo, Arnoldo Jiménez, viajó recientemente a Ginebra, Suiza, para participar en la 104a. reunión de la OIT, donde El Salvador fue incluido por el Comité de Aplicación de Normas,"en la lista negra de los 24 países que más violan los convenios internacionales de manera muy grave y reiterada".

Luego de un juicio, donde participaron representantes de la gremial y del Ministerio de Trabajo de El Salvador, se concluyó que hay claras violaciones a normas de la OIT que ya hace dos años habían sido señaladas al gabinete de trabajo del expresidente Mauricio Funes.

Arnoldo Jiménez, director ejecutivo de la gremial, destacó que en 2013 la OIT recomendó cumplimiento al convenio 87, que es de libre asociación o de libre sindicalización, y en esa recomendación se decía que se debía devolver al sector privado el legítimo nombramiento de sus representantes en las instituciones autónomas.

El gobierno, en vez de resolver, dejó sin funcionamiento al Consejo Superior del Trabajo, con los que también frenó la posibilidad de diálogo entre el mismo gobierno, los trabajadores y el sector empleador.

Esta medida, que fue emitida por el mismo expresidente Funes, buscaba, según los directivos de la gremial, mantener el control de las instituciones autónomas.

"Nos tenemos espacio de diálogo porque al Consejo Superior del Trabajo le echaron llave hace dos años por un berrinche político, por la necesidad de acumular poder y no de resolver problemas...", dijo el presidente de la gremial.

Según Daboub, el gobierno actual parece seguir la misma línea, porque hasta hoy no ha mostrado signos de querer abrir un proceso de diálogo y, por el contrario, en enero de este mismo año creó la Comisión Presidencial de Asuntos Laborales, que intenta negociar de forma bipartita, es decir solo entre ellos y los trabajadores, cualquier acuerdo laboral, dejando de lado al sector privado.

"El gobierno actual, lejos de resolver, está empeorado la situación, por ejemplo, ha creado esa Comisión (Presidencial de Asuntos Laborales) , donde están viendo temas de política laboral en una relación bipartita, solo con los trabajadores, cuando los convenios obligan a que se haga de manera tripartita: empleadores, trabajadores y Gobierno, el mismo Código de Trabajo lo dice...", señaló Daboub.

Para él, tal como el anterior gobierno de izquierda, el actual está buscando control en las instituciones autónomas.

"Este gobierno lo que busca es control, nosotros estamos buscando soluciones a los grandes retos que tenemos...Y lo que están tratando ellos es acumular control y poder en las instituciones que tienen que ver con temas claves como el empleo, el trabajo, el salario, etc. Más que quién gana, es quién pierde, está perdiendo El Salvador por falta de un diálogo honesto y transparente, entre las partes", dijo el empresario.

Según el ejecutivo de la gremial, abrir un proceso de diálogo entre los trabajadores, el Gobierno y los empleadores, es valioso para que la economía nacional crezca, se generen más empleos y se creen normas y leyes que beneficien a todos. Además, cumplir los convenios internacionales no solo garantiza inversiones extranjeras, sino apoyo de países amigos y de organismos internacionales.

Misión de OIT vendrá al país a verificar

Luego que la OIT emitiera las recomendaciones, ha dado de plazo hasta noviembre de este año para que el Ministerio de Trabajo acate las recomendaciones vertidas en la reunión de Ginebra.

Entre las normas que deberán cumplirse, la más importante es que se realicen las reformas legales que garanticen la legítima representatividad del sector privado en las autónomas, las cuales deben ser propuestas por el Consejo Superior del Trabajo.

En ese sentido, el Consejo —que fue cesado de funciones en 2013— debe comenzar a funcionar de inmediato, señaló la Asociación.

Ejecutivos de la ANEP también anunciaron que una misión técnica de la OIT vendrá este semestre al país —sin especificar cuándo— para verificar que se le esté dando cumplimiento a las normas que han sido violadas.

"Esperamos que nos pongamos a trabajar de una manera ordenada, porque el país necesita que el sector laboral, y el sector empleador nos pongamos a elaborar condiciones para más y mejores oportunidades de empleo para los salvadoreños... Se está iniciando un proceso de ordenamiento legal, es la oportunidad del Consejo Superior del Trabajo que ve los grandes temas, pueda comenzar a trabajar...", acotó Daboub.

Finalmente, ANEP reconoció que existe apertura de la ministra de Trabajo, Sandra Guevara, y está optimista de que el país salga pronto de esa lista negra.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación