Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

OIT busca soluciones para desempleo juvenil en A.L.

La organización propone que se deben garantizar los derechos de los trabajadores jóvenes

La tasa de desempleo juvenil equivale al doble de la tasa general y el triple a la tasa de adultos. foto edh / archivo

La tasa de desempleo juvenil equivale al doble de la tasa general y el triple a la tasa de adultos. foto edh / archivo

La tasa de desempleo juvenil equivale al doble de la tasa general y el triple a la tasa de adultos. foto edh / archivo

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) busca activar soluciones para 22 millones de jóvenes que no estudian ni trabajan en América Latina. Actualmente, en la región latinoamericana se encuentran 108 millones de jóvenes que enfrentan "problemas crónicos cuando buscan un trabajo para iniciar su vida laboral", según un comunicado enviado por dicho organismo .

De estos millones de jóvenes (que rondan entre las edades de 18 y 24 años), 56 millones forman parte de la fuerza laboral y 13 % buscan trabajo sin encontrarlo. A esto se le suman 52 millones, que equivalen al 43%, que no buscan trabajo porque se dedican solamente a estudiar; sin embargo, hay un estimado de 21.8 millones de jóvenes que ni estudian ni trabajan, a estos se les denomina "Los Ninis".

En ese sentido, la OIT propone que se debe dar respuesta a los 7.8 millones de jóvenes desempleados, así como también a los 27 millones que trabajan informalmente. De igual forma se debe buscar respuestas para los Ninis y garantizar los derechos de los trabajadores jóvenes y un correcto acceso al mercado de trabajo.

Se deben mejorar los programas de promoción del empleo destinados a beneficiar a los jóvenes a través de incentivos para la contratación o simplificación de trámites; y elaborar estrategias destinadas a la formalización de trabajadores y aquellos que buscan formalizar las principales fuentes de empleo.

Para la organización es necesaria la promoción y facilitación del emprendimiento de los jóvenes. En los últimos años, la situación de crecimiento económico con empleo en América Latina no ha sido suficiente para mejorar el panorama laboral de los jóvenes. Muchos de ellos se enfrentan a escenarios en donde persiste el desempleo y la informalidad.

Para muchos es preocupante que la tasa de desempleo sigue siendo el doble de la tasa general y el triple a la de los adultos, cuando los jóvenes representan el 43 % del total de los desempleados en la región, según el estudio "Trabajo Decente y Juventud en América Latina: Políticas para la acción", presentado por la OIT en Lima, Perú.

Elizabeth Tinoco, directora regional de la OIT para América Latina y el Caribe, dijo que "sabemos que hay preocupación por la situación del empleo de los jóvenes. Es urgente pasar de la preocupación a la acción. Es evidente que el crecimiento no basta".

Añadió que "estamos frente a un desafío político que demanda una demostración de voluntad en la aplicación de políticas innovadoras de efectividad demostrada para hacer frente a los problemas de precariedad laboral".

Para la OIT no es casual que los jóvenes sean abanderados de las protestas callejeras cuando sus vidas están marcadas por el desaliento y la frustración a causa de la falta de oportunidades.

Según la organización estas situaciones poseen consecuencias sobre la estabilidad social de los jóvenes e incluso sobre la gobernabilidad democrática. Por otra parte, si se consideran solamente los sectores de menores ingresos, la tasa de desempleo juvenil sube arriba del 25 %.

En el informe "Trabajo Decente y Juventud en América Latina: Políticas para la acción" se comparan datos entre 2005 a 2011 y se destaca que aunque la tasa de desempleo bajó al 13.9 % en comparación al 16.4 % de 2005, los trabajadores de 15 a 24 años siguen enfrentando grandes dificultades para conseguir un empleo, especialmente empleos de calidad.

El informe expone tendencias y recomendaciones en conjunto a una Plataforma de Políticas sobre Empleo Juvenil en la región "Youth Pol", una herramienta para contribuir con los países latinoamericanos en el desarrollo de estrategias destinadas a mejorar la situación de la juventud.

Una de las aspectos que afectan más a los jóvenes es la calidad del empleo, esto se debe a que el 55.6 % de los jóvenes ocupados sólo obtienen empleo en condiciones de informalidad, lo cual implica bajos salarios, inestabilidad laboral y carencia de protección y derechos.

Seis de cada 10 empleos generados para jóvenes son informales, a esto se le suma que el 37 % de los jóvenes cotizan para el seguro social de salud y 29.4 % al sistema de pensiones. Actualmente, solo 48.2 % tienen contrato escrito en comparación al 61 % de los adultos.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación