Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Nuevas normas de SSF a créditos productivos

Las medidas anunciadas por el BCR y la SSF también pretenden beneficiar el refinanciamiento de préstamos productivos

La iniciativa pretende promover créditos para industria, agricultura, exportación y hotelería, entre otros. Foto EDH / Archivo

La iniciativa pretende promover créditos para industria, agricultura, exportación y hotelería, entre otros. Foto EDH / Archivo

La iniciativa pretende promover créditos para industria, agricultura, exportación y hotelería, entre otros. Foto EDH / Archivo

La Superintendencia del Sistema Financiero (SSF) y el Banco Central de Reserva (BCR) anunciaron nuevas normas con las cuales esperan incentivar la colocación de préstamos productivos. El sector bancario aplaudió la iniciativa pero señaló que aún hay más aspectos por trabajar.

Según un comunicado de la SSF, las nuevas medidas para las reservas de liquidez que se aprobaron junto con el BCR permitirán a los bancos contar con más fondos para otorgar créditos.

Las nuevas normas establecen que los bancos pueden reducir los fondos que destinan a las reservas de liquidez. Esto con base al cálculo del 10 % de todos los préstamos para sectores productivos (construcción, exportación, transporte, servicios, agricultura, etc.) que hayan colocado cada catorce días. Es decir, de asignarse $50 millones en préstamos durante ese período, los fondos destinados a las reservas podrían reducirse en $5 millones. Antes las reservas eran del 20 %.

La idea, según explicó Évelyn Marisol Gracias, jefe del departamento de normas del sistema financiero del BCR, es que ese dinero pueda ser utilizado en otros activos, entre ellos la aprobación de más préstamos para sectores productivos.

Refinanciamientos

Las medidas anunciadas por el BCR y la SSF también pretenden beneficiar el refinanciamiento de préstamos productivos.

En primer lugar se elevó de $200 mil a $350 mil el techo para que los bancos puedan fijar los requisitos normativos. Esto permitirá relajar los requisitos para optar a un refinanciamiento, los cuales incluyen solvencias y otros trámites.

Evelyn Gracias explicó que con la anterior normativa, los empresarios podían refinanciar los préstamos sin haber pagado el 100 % de los intereses, pero su calificación de riesgo crediticio era degradada. Con las nuevas disposiciones los deudores mantienen la misma categoría de riesgo que poseen al solicitar el refinanciamiento.

Por otro lado, se busca que los empresarios recuperen su categoría de riesgo más rápido. Ahora podrán ser evaluados a los 3 ó 6 meses de haber solicitado un refinanciamiento, en lugar de la quinta parte del plazo que dictaba la norma anterior.

Además, se ampliaron los días de plazo que se toman en cuenta para declarar una mora. Los nuevos plazos son de 14, 30 y 60 días para los créditos mejor evaluados.Las medidas anunciadas por el BCR y la SSF también pretenden beneficiar el refinanciamiento de préstamos productivos

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación