Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Monge: "Si tuviéramos una 'cuñita', podríamos exportar mucho más"

Si los exportadores han llegado a mercados tan exigentes como Alemania, Irlanda, Grecia, Reino Unido y otros de la Unión Europea, ha sido por su propio esfuerzo, dice Silvia Cuéllar, presidenta de Coexport.

Y lograrían más si el Gobierno les pusiera una "cuñita" con la que se lograra impulsar la producción y exportación, agregó el economista Rigoberto Monge.

"Se imagina que el Gobierno agarrara a unas 50 empresas y las capacitara y les diera seguimiento y las impulsara de tal modo que fueran capaces de exportar a todo el mundo. Creo que no tendríamos un crecimiento en exportaciones que tenemos hoy", aseguró Monge.

Pero aunque el Gobierno sabe que ninguno de los acuerdos comerciales con Estados Unidos y otros ocho países del mundo ha sido aprovechado en su totalidad, sigue sin acercar las herramientas para motivar a los empresarios a exportar más.

Por el contrario. En los últimos años el sector productivo del país se ha sentido desmotivado por las medidas económicas que se han adoptado en el país.

La tramitología, los impuestos, los costos de energía, entre otros, son algunos de los puntos que los empresarios han achacado al Gobierno en los últimos años.

En 2011, el Gobierno eliminó un incentivo fiscal conocido como "drawback" que permitía a los exportadores recuperar el 6% de sus exportaciones posteriormente y bajo ciertos requisitos.

Pero debido a que el incentivo reñía con las políticas comerciales que impone la Organización Mundial del Comercio (OMC), el Gobierno retiró este beneficio a cambio de otros.

Pero hasta la fecha, la mayoría de estos acuerdos no se han cumplido. Los exportadores tratan de buscar más mercados, pero les es difícil.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación