Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Interés y cautela para comerciar con Venezuela

Además de Petrocaribe el país está renegociando un acuerdo de alcance parcial, el cual es de tipo comercial

La industria farmacéutica es por el momento la más importante en las exportaciones con destino a Venezuela, superando los $3 millones en lo que va de 2014. Foto EDH / Archivo

La industria farmacéutica es por el momento la más importante en las exportaciones con destino a Venezuela, superando los $3 millones en lo que va de 2014. Foto...

La industria farmacéutica es por el momento la más importante en las exportaciones con destino a Venezuela, superando los $3 millones en lo que va de 2014. Foto EDH / Archivo

El anuncio de fortalecer las relaciones comerciales El Salvador-Venezuela ha generado interés entre algunos empresarios exportadores por conocer su potencial, pero al mismo tiempo cautela para buscar negocios que permitan asegurar las transacciones y pagos.

Así se resume la percepción del sector privado, según declaraciones brindadas por directivos de la Corporación de Exportadores de El Salvador (Coexport).

Hace algunos días trascendió que El Salvador desarrolla de forma paralela a Petrocaribe una negociación comercial con Venezuela.

La directora ejecutiva de Coexport, Silvia Cuéllar, comentó que "hay mucho interés de los empresarios en ver hacia Sudamérica. En el tema de Venezuela sería retomar el acuerdo de alcance parcial que ya existe".

Este acuerdo otorgaría una reducción arancelaria para una mayor lista de productos salvadoreños exportados a Venezuela. Silvia Cuéllar expresó que por ahora el intercambio comercial con dicho país es reducido, pero hay un gran interés de los empresarios en conocer las oportunidades que se abrirían.

Según explicó recientemente la viceministra de Economía, Luz Estrella Rodríguez, a la comisión de relaciones exteriores de la Asamblea Legislativa, dicha renegociación se realiza para aprovechar el potencial comercial que abre Petrocaribe, pero es al margen del tratado energético.

"Estamos renegociando un acuerdo de alcance parcial... El acuerdo es de los años 80 y la lista arancelaria ha crecido. La diversidad de nuestra oferta exportable es otra", explicó.

El presidente de Coexport, Pablo Durán, expresó "lo que nosotros quisiéramos conocer es la demanda que va a tener Venezuela. Qué productos va a demandar".

Durán también matizó que el empresariado, además de la disposición a conocer, mantiene la prudencia debido a la crisis financiera que atraviesa Venezuela. "Lo que esperaríamos con Venezuela es que existan mecanismos financieros que nos ayuden a nosotros a recuperar lo exportado", expresó. Aunque Coexport no registra casos de proveedores que no hayan recibido los pagos, Durán dijo que sin importar los acuerdos una situación de este tipo alejaría a los empresarios.

"Anteriormente se habló de la relación con Cuba. Cuba tenía muy buenas oportunidades de compra, pero no tenía capacidad de pago", ejemplificó el presidente de Coexport.

"Si la alternativa no es viable para el empresario y no le sale bien... por supuesto que no va a hacer el negocio", añadió Cuéllar.

La escasez de divisas en Venezuela, necesarias para cancelar transacciones internacionales, ya ha generado una contracción de las exportaciones que nuestro país envía.

Desempeño comercial

De acuerdo con el Banco Central de Reserva (BCR) hasta junio las exportaciones hacia el país bolivariano alcanzaban $4.5 millones. El monto significa una reducción de más de $1.4 millones, un 24 % menos en comparación con el mismo periodo de 2013.

Los poco más de $4 millones en exportación, tan cerca de la mitad del año, auguran que la relación comercial con Venezuela decrecerá al final del año. Al cierre de 2013 este rubro llegó a un valor de $12.8 millones, posicionando a Venezuela entre los 25 mayores destinos comerciales de nuestro país. La cautela que expresan los empresarios se convierte en una postura lógica ante la crisis de divisas del país sudamericano.

Dicha situación puede detener una relación bilateral en la cual las exportaciones salvadoreñas han crecido en cerca de $800 mil cada año desde 2011.

El Salvador vende productos de la industria metalmecánica, papel y cartón, alimentos y farmacéutica. Esta última es la de mayor actividad, representando $3 millones de todo lo exportado a Venezuela durante el año.

"No hay que decir 'Venezuela no' porque tiene X o Y circunstancia. Comercialmente hablando, 'Venezuela sí' a que puede hacer negocios", expresó Silvia Cuéllar.

Sin embargo, el acuerdo de alcance parcial que se está renegociando no podría ofrecer seguridad de pago a los exportadores. Estas garantías siempre quedarán a criterio del empresario salvadoreño y los consumidores en Venezuela.

Sin importar el temor a que este país no pueda cumplir con los pagos, los empresarios tienen interés en conocer las oportunidades comerciales que ofrece este mercado y toda la región sudamericana.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación