Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

La inestabilidad política ha frenado inversión privada

b La fluctuación se ha convertido en el principal problema para empresarios

La Asociación Nacional de la Empresa Privada (Anep) dio a conocer los resultados de la encuesta realizada durante la celebración del décimo cuarto Encuentro Nacional de la Empresa Privada (Enade 2014), EN donde los empresarios sondeados revelaron cuatro puntos importantes que influyen negativamente en el crecimiento del país, que incluyen la inestabilidad política, la inseguridad pública, baja competitividad y reforma fiscal.

El 73.7 % de los empresarios encuestados considera que el principal factor que limita la inversión privada es la inestabilidad política. Para los empresarios, este se ha convertido en el factor determinante para considerar invertir en el país, siendo más alto que el tema de la delincuencia, los altos costos de la electricidad y la falta de infraestructura. Ante este factor el presidente de la Anep, Jorge Daboub, expresó que "es un tema que hemos mantenido en la mesa de trabajo con el Gobierno siempre, que los problemas estructurales de este país no son de carácter económico sino de carácter político y radican en la inestabilidad política".

Por otra parte, los emprendedores también consideran que la inseguridad jurídica, causada por los constantes cambios en las leyes, la ineficiencia en aduanas y los frecuentes aumentos de impuestos, han disminuido el crecimiento de la competencia nacional.

El tema de la competitividad ha sido uno de los más preocupantes para los empresarios, de los cuales el 91.1 % ha percibido un retroceso en este factor. El problema es que hace un década El Salvador se ubicaba en la posición 48 en el Índice de Competitividad Global, junto a Nueva Zelandia y Chile, pero con el transcurso del tiempo se ha relegado a la posición 97 junto a países como Kenia en África.

Aunque son muchos los factores que han afectado, la encuesta se enfocó en las instituciones del Estado que han dificultado o frenado la competitividad de las empresas salvadoreñas.

Según los encuestados, las cuatro principales instituciones públicas que han afectado más a las empresas son la Asamblea Legislativa, el Ministerio de Hacienda, la Dirección General de Aduanas y el Ministerio de Medio Ambiente.

Otro tópico altamente preocupante es la inseguridad pública, ya que se ha visto un aumento en la percepción negativa sobre las políticas de combate a la delincuencia.

"La percepción negativa de la política de seguridad en el país, basada en los municipios santuarios y la tregua, subió de un 71.6 % en 2013 a un 88.6 % entre malo y muy malo en el 2014" postula el comunicado emitido por la Anep.

Esto significa que, según los empresarios, las políticas de seguridad implementadas en El Salvador no han visto resultados reales. El 70 % de los empresarios señalan que hay una falta de claridad en la manera de enfrentar la delincuencia.

Entre el año pasado y el 2014, la percepción de los encuestado de que existen buenas ideas ha bajado y puntualizan que hace falta voluntad política para llevarlas a cabo.

Representantes de Anep agregaron que "el Estado no está respondiendo con políticas públicas de seguridad efectivas que generen credibilidad y confianza en el combate a la delincuencia".

El principal delito que afecta a la empresa privada son las extorsiones; no obstante, también se ha visto afectada por los asesinatos y delitos como el robo y hurto. La mayoría de empresas gasta más de $5,000 mensuales en seguridad para poder evitar estos atracos.

Reforma fiscal genera preocupación

El 85.1 % de los empresarios encuestados considera que el paquete de reformas tributarias propuestas por el Gobierno este año "definitivamente afectará el crecimiento económico y desincentivará la inversión".

Para los empresarios, las medidas más urgentes para atender adecuadamente los problemas fiscales son disminuir el gasto público y el despilfarro del Gobierno; ampliar la base tributaria y combatir la evasión y el contrabando; administrar mejor los recursos con los que ya cuenta; y focalizar los subsidios en los más pobres.

En pocas palabras, esta es una "tarea pendiente en disminución de gasto y buena utilización de recursos". Opinan que el crecimiento económico sigue siento la medida de carácter permanente más efectiva para generar recursos fiscales al Estado y brindar opciones de empleo a los salvadoreños.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación