Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Impuestos bancarios recaudarían $15 Mlls.

Ayer vencía el plazo para que los bancos enviaran el dinero retenido a través de impuestos al Ministerio de Hacienda

Bancos retienen impuestos a las transferencias bancarias desde el 1 de septiembre. Foto EDH

Bancos retienen impuestos a las transferencias bancarias desde el 1 de septiembre. Foto EDH

Bancos retienen impuestos a las transferencias bancarias desde el 1 de septiembre. Foto EDH

Ayer venció el plazo para que los bancos transfirieran al Ministerio de Hacienda todos los impuestos que retuvieron desde el 1 de septiembre como parte del paquetazo que grava las transferencias financieras.

El viceministro de ingresos de esa institución, Alejandro Rivera, dijo que hasta ayer por la tarde todavía no tenían el total de lo recaudado en el primer mes de aplicación del nuevo impuesto, pero estima que a final de año podría tener una recaudación de $15 millones, aunque aseguró que todavía es una cantidad muy prematura.

La cifra es menor a las proyecciones de $200 millones en recaudación que Hacienda se estableció al principio, debido a que su implementación solo abarcará los últimos cuatro meses del año.

Rivera tampoco reportó alguna dificultad para hacer las transacciones entre bancos y Estado, a pesar de que la banca advirtió que los procedimientos para su retención eran sumamente complicados y no contaban con el sistema informático adecuado para garantizar el buen cobro de los impuestos.

La banca advirtió que mientras adecuaban sus sistemas, muchos tendrían que hacer las retenciones de impuestos de forma manual, lo que los arriesgaba al descontento de sus clientes y también a sanciones de parte de Hacienda si no retenían el impuesto como se debía.

Sin embargo Rivera dijo ayer que confían en la retención de impuestos que han hecho los bancos y no ve necesario que se modifiquen los procedimientos para que los bancos retengan el impuesto.

De acuerdo con la nueva ley, vigente desde el 1 de septiembre, todas las transacciones bancarias que superen los $1,000 se les aplicará un impuesto de 0.25 %, a excepción de las relacionadas con pago de planillas, de seguros y AFP, remesas, proyectos productivos y otros.

También se cobra impuesto de 0.25 % a las transacciones en efectivo que acumuladas en el mes superen los $5,000.

Los bancos y la empresa privada rechazaron la medida por considerar que generará un efecto dominó en todos los productos y servicios que adquieren los salvadoreños.

Además rechazaron que la ley entrara en vigencia sin que se les diera un tiempo prudencial para adecuar sus sistemas informáticos a las nuevas disposiciones.

A pesar de eso, el Gobierno no dio marcha atrás con el nuevo paquetazo, del que todavía no se conoce el impacto económico que ha tenido en el país.

Amnistía y recaudación

El viceministro Rivera agregó que a pesar de que la recaudación de impuestos es más baja que la proyectada para este año en el presupuesto de la nación, este déficit se compensará con otras medidas que se han tomado, entre ellas la amnistía que se dio a empresarios para que pagaran sus impuestos descontándoles las multas e intereses acumulados.

De acuerdo al funcionario, a la fecha se ha recaudado alrededor de $10 millones que podrían compensar el déficit que se ha generado por la baja recaudación de impuestos.

Cifras del Ministerio de Hacienda revelan que a agosto de este año la recaudación de ingresos es menor en $207.9 millones respecto a lo que se esperaba a ese mes de acuerdo al presupuesto.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación