Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Hacienda ya emitió los primeros $43 millones en deuda de corto plazo

Es la primera de diez emisiones programadas para el primer trimestre del año

A pesar de los esfuerzos, Hacienda no ha podido elevar sus ingresos y ha recurrido a más deuda. FOTO EDH /ARCHIVO

A pesar de los esfuerzos, Hacienda no ha podido elevar sus ingresos y ha recurrido a más deuda. FOTO EDH /ARCHIVO

A pesar de los esfuerzos, Hacienda no ha podido elevar sus ingresos y ha recurrido a más deuda. FOTO EDH /ARCHIVO

El Ministerio de Hacienda ha comenzado a emitir nueva deuda de corto plazo a medida que se le acortan las posibilidades de aumentar sus ingresos a través de pequeños impuestos con los que no ha tenido éxito en el último año.

De acuerdo con los datos de la Bolsa de Valores de El Salvador, el Ministerio de Hacienda ya emitió los primeros $43 millones en Letras del Tesoro, o Letes, y ya tiene otras nueve emisiones programadas para lo que resta del primer trimestre del año.

Por esta primera colocación de deuda el país tendrá que pagar una tasa de interés de 2.90 % a sus acreedores.

El estado de cuenta de la tarjeta de crédito del Gobierno cerró en diciembre de 2014 con un saldo total de $328.3 millones.

Durante octubre, noviembre y diciembre hizo colocaciones mensuales de $61.7, $59.2 y $46.6 millones; pero en septiembre pasado había pagado $857 millones de una sola vez gracias a una emisión de eurobonos con mayor plazo que se hizo con anterioridad, a través de una gestión de la Asamblea Legislativa.

Es decir que se adquirió una deuda de largo plazo para pagar otra deuda de corto, una acción reprochada por partidos de oposición y por la empresa privada.

Se estima que en último año Hacienda emitió $20 millones en deuda de corto plazo cada semana.

Ingresos a la baja

En el último trimestre de 2014, las finanzas del Gobierno han comenzado a complicarse a raíz de una caída en la recaudación asociada al bajo consumo de la población y que, según los analistas, tiene que ver con la decaída economía nacional.

El Ministerio de Hacienda ha tratado de aumentar sus ingresos en los últimos años, a través de nuevos impuestos que le generen más ingresos al Estado, pero su impacto ha sido mínimo para los grandes gastos que ya se le están presentando.

Por un lado estableció un impuesto del 0.25 % a las transacciones financieras y uno de 1 % sobre los activos netos.

Sin embargo, la reforma aplicada, desde septiembre pasado, no le generó los ingresos esperados pues la reforma tardó en aprobarse en la Asamblea Legislativa.

Además, un reciente informe del Fondo Monetario Internacional estima que todas estas medidas fiscales no serán suficientes para contribuir a un ajuste fiscal que permita al país reducir sus gastos y la deuda. "No arrojarán sino una fracción del ajuste prometido (0.1 %-0.2 % del PIB en el largo plazo, aunque el rendimiento a corto plazo del impuesto sobre las transacciones financieras podría ser mayor", indica el informe.

El FMI asegura que el país necesita un ajuste fiscal del 3.5 % del PIB, lo que no solo requeriría de más ingresos, sino también de recorte de gastos y de mayor crecimiento económico.

Otro de los proyectos de Hacienda fue la aprobación de una amnistía fiscal para que los contribuyentes pagaran sus impuestos sin multas ni intereses.

Con esto Hacienda pretendía recaudar $40 millones en impuestos atrasados pero una resolución de la Corte Suprema de Justicia frenó el cobro días antes de que el plazo venciera y Hacienda solo pudo recaudar $27 millones.

Otro de los proyectos frustrados ha sido el cobro de $18 por inspección no intrusiva que la Dirección General de Aduanas pretendía modificar para que el impuesto se pagara por cada paquete y no por furgón.

La medida iba a reducir el gasto de unos $2 millones anuales que Hacienda estaba asumiendo por no cobrarle los $18 al transporte de carga internacional, que solo iba de paso.

Sin embargo, tras la presión de las gremiales empresariales, sobre todo de la pequeña empresa, el Gobierno decidió no aplicar el cobro, con lo cual Aduanas tendrá que mantener el gasto y pagarle a la empresa concesionaria.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación