Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Firma Electrónica reduciría el tiempo de trámites a empresas

Comercio exterior podría ser el principal beneficiado. El Gobierno tiene 180 días para presentar reglamentos.

Ley de Firma Electrónica estuvo en estudio por 15 años

Firma eléctronica | Foto por EDH

Ley de Firma Electrónica estuvo en estudio por 15 años

Reducción en los tiempos de trámites y agilidad en las transacciones financieras serían dos de las principales ventajas para el sector industria y comercio, con la implementación de la firma electrónica, según Rodrigo Ayala, gerente general de la Cámara de Comercio en Industria de El Salvador.

Aunque Ayala dijo que es prematuro estimar en cuánto se reducirían los tiempos y costos de operaciones para el rubro,  pero considera que el ahorro sustancial sería en los tiempos de desplazamiento.

“Primero el Gobierno debería definir dentro de sus reglamentos, qué trámites vamos a poder desarrollar con la firma electrónica, segundo dentro del mismo reglamento, en qué otras áreas y en qué otros servicios se podría aplicar”, aseguró Ayala.

Cómo gremial visualizan que una vez el reglamento se apruebe, las primeras áreas donde se comenzaría a aplicar la firma electrónica sería en las transacciones financieras con los bancos y los trámites que se hacen de comercio exterior con aduanas, Ministerio de Hacienda o el Banco Central de Reservas.

“Hasta este momento, los usuarios siempre que hemos tenido que hacer una transacción electrónica, hemos tenido que guardar un documento en papel, al tener una firma electrónica, esto se convierte en un Dui electrónico”, agregó el representante gremial.

La entrada en vigencia de la firma electrónica conlleva la elaboración de reglamentos y políticas que de acuerdo con  lo que manda la ley, deberían estar listos en un plazo de 180 días (seis meses), para que se pueda empezar a realizar transacciones en el comercio exterior, sector financiero y trámites con el gobierno, que pueden ayudar a agilizar las operaciones empresariales.

“La firma electrónica da la certeza de quién está realizando la transacción, sin una Ley de Firma Electrónica, las suplantaciones de identidad son fuertes, son altas”, afirmó Rodrigo Ayala.

Afirma que fuera de las fronteras salvadoreñas va a ayudar a que se fortalezcan las transacciones, al utilizar un estándar que ya está presente en otros países de la región.

La operación con la firma electrónica se da a través de una empresa certificadora, que será autorizada por el Ministerio de Economía.

La certificadora entregará al empresario un programa que le permitir generar dos claves una que es privada. que solo conocerá el propietario, y una pública, que viene en el certificado digital (la que se constituye en firma electrónica).

La Cámara de Comercio realizó ayer un simposio en el que dio a conocer usos, ventajas y alcances de la firma electrónica. 

En la actividad estuvieron presentes alrededor de 160 empresarios y ejecutivos de empresas.

La Ley de Firma Electrónica fue aprobada el pasado primero de octubre por la Asamblea Legislativa, luego de casi 15 años de estudio.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación