Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

La FAO insta al país a innovar en agricultura

b Destaca que la prevención es vital para enfrentar situaciones como la sequía

Las elevadas temperaturas preocupan: solo en diciembre se alcanzó una temperatura media global de 1.42 centígrados, sobre lo estimado desde 1890.

Las elevadas temperaturas preocupan: solo en diciembre se alcanzó una temperatura media global de 1.42 centígrados, sobre lo estimado desde 1890. | Foto por archivo

Las elevadas temperaturas preocupan: solo en diciembre se alcanzó una temperatura media global de 1.42 centígrados, sobre lo estimado desde 1890.

Ante la crisis de sequía que vive actualmente El Salvador y el denominado "corredor seco" de la región centroamericana, que ya ocasionó pérdidas en las cosechas de maíz y frijol, el representante de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), Alan González, señaló ayer que lo más importante es la prevención, a través de la inversión en tecnología e investigación en la agricultura.

González dice que la sequía es consecuencia del cambio climático y que en la región ha afectado la unión del fenómeno con la tradicional canícula que se da entre julio y agosto.

Dijo que como organismo desconocen la cantidad de salvadoreños que han sido afectados hasta el momento, pero en conjunto con el Programa Mundial de Alimentos (PMA), con sede en el país y los ministerios de Economía y Agricultura, ya están trabajando en un diagnóstico para conocer el número de afectados y poder determinar el alcance actual y futuro de la sequía en el país. La sequía ha afectado los principales alimentos de los habitantes de la región: frijol y maíz.

"Lo importante es tomar las previsiones necesarias por parte de todos los sectores involucrados para minimizar el problema en el caso presente, pero principalmente hacia futuro", menciona el representante de FAO.

Destacó que ya se está trabajando en reserva de granos básicos, creación de reservorios de agua, disposición de semilla resistente al clima, entre otros. Algunas de las iniciativas ya se están ejecutando por parte de instituciones de gobierno como el Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal (CENTA), que ya lanzó semillas de maíz, frijol, arroz y sorgo adaptadas a diferentes condiciones climáticas en el país.

"Este tipo de iniciativas se deben de fortalecer y es importante que el país invierta en la investigación e innovación agrícola para poder hacerle frente a este tipo de fenómenos, para garantizar la seguridad alimentaria y nutricional del país", señaló.

Al invertir en la agricultura nacional también se reduce la factura de importación de alimentos, acotó.

La FAO y el PMA trabajan con la población a manera de proveerles insumos; semillas, materiales y alimentos en los casos de las personas que ya no tienen accesos a ellos por la sequía.

González señala que El Salvador es de los países más afectados por estar inmerso completamente en el corredor seco.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación