Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

A evaluar seguridad aérea

Aerolíneas y gobiernos buscan reducir las situaciones de riesgo en las rutas aéreas. foto edh / Archivo

Aerolíneas y gobiernos buscan reducir las situaciones de riesgo en las rutas aéreas. foto edh / Archivo

Aerolíneas y gobiernos buscan reducir las situaciones de riesgo en las rutas aéreas. foto edh / Archivo

WASHINGTON. Autoridades del Gobierno y la industria de la aviación de decenas de países se reunirán en Montreal esta semana en busca de un consenso para impedir la repetición de hechos como la desaparición sin rastros de un avión de pasajeros en Asia y el derribamiento de otro en Europa oriental.

Es apenas la segunda conferencia de alto nivel sobre seguridad en 70 años de historia de la Organización Internacional de Aviación Civil, una agencia de la ONU, pero el año pasado estuvo repleto de calamidades. Un avión de Malaysia Airlines que desapareció en marzo no ha sido hallado. En julio, otro avión de Malaysia Airlines fue derribado cuando sobrevolaba una región de Ucrania donde separatistas prorrusos enfrentan al gobierno.

Existe un amplio acuerdo de que la agencia debe crear una base de datos donde los gobiernos puedan publicar información advertencias sobre los riesgos de sobrevolar zonas en conflicto. Sin embargo, históricamente, pocos países aparte de Estados Unidos han publicado advertencias sobre semejantes riesgos. Pocos poseen redes internacionales de inteligencia y se ha considerado casi una descortesía que un país emita una advertencia sobre riesgos en otro. En la práctica, cada país emite advertencias sobre su espacio aéreo.

Sin embargo hay discrepancias acerca de si la información en la base de datos debe pasar por filtros antes de llegar al público y cómo manejar información conflictiva o imprecisa. Además de la información oficial, la base de datos podría incluir informes de prensa y otras fuentes no oficiales.

Estados Unidos cree que la agencia de la ONU es incapaz de evaluar la información y quiere que se identifiquen las fuentes de información para que el usuario pueda decidir sobre su credibilidad, dijo un funcionario de Washington que habló bajo la condición de anonimato por ser un asunto políticamente delicado.— AP

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación