Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El consumo privado sería dinamizador de economía

b El BCR explicó que uno de los principales motores del crecimiento económico para el próximo año será el consumo privado de la población

Según el Banco Central, es favorable para la economía nacional que se impulse el consumo privado, con el objetivo de poner en movimiento el comercio y las inversiones.

Según el Banco Central, es favorable para la economía nacional que se impulse el consumo privado, con el objetivo de poner en movimiento el comercio y las inversiones.

Según el Banco Central, es favorable para la economía nacional que se impulse el consumo privado, con el objetivo de poner en movimiento el comercio y las inversiones.

El crecimiento económico del país no ha visto mayores cambios en los últimos años. Óscar Cabrera, presidente del Banco Central de Reserva (BCR), explicó que uno de los motores que impulsarían la economía del país, para el próximo año, sería el mayor consumo privado, por el aumento en el ingreso de las familias.

Ante esto, expresó que el crecimiento del Producto Interno Bruto per cápita entre el 2000 y 2013 ha sido del 1.4 %.

Para que el país pueda converger con el promedio de país de ingreso medio alto, le tomaría 31 años lograrlo. Esto implica que para dinamizar la economía deberían haber salarios reales más altos, para así poder movilizar el comercio, los que podrían lograrse con mayor productividad laboral.

El presidente del BCR recomienda que debe existir un crecimiento inclusivo en El Salvador, por lo que brinda cuatro recomendaciones.

La primera es crear oportunidades y asegurar el acceso igualitario de dichas oportunidades a todos los segmentos de la sociedad.

También considera que debe haber una expansión de la demanda global real, que equivale a los salarios reales más los gastos de consumo e inversión. De igual forma, deben existir políticas públicas más efectivas, más sostenibles y flexibles ante cambios en el entorno económico y social.

El mayor enfoque del análisis, elaborado por el Banco, es que debería haber mayor consumo para dinamizar la economía del país. Esto se debe a que solo el consumo privado representa el 92 % del PIB, más alto que la incidencia que tiene la inversión privada (13% del PIB).

Hizo hincapié en la recuperación del empleo en el sector formal de la economía desde la crisis de 2009. Sin embargo, el ritmo de crecimiento que ha tenido es "un poco más suave que el del año pasado".

Se espera un aumento de los salarios mínimos para el próximo año, lo que vendría a aumentar el comercio en el país.

Desde enero de este año, los salarios mínimos aumentaron 4 % y "en enero de 2015 se hará efectivo otro aumento de la misma proporción", según el funcionario.

No solo eso, también las remesas juegan un rol importante en la economía familiar. En este caso, "el flujo mensual de las remesas familiares tiende a incrementar", mejorando así el consumo de los hogares.

Indicó que la recuperación de la economía de Estados Unidos ha contribuido a la tendencia creciente de las remesas familiares en el país.

Ahorros para la economía

Los bajos precios del combustible serán un detonante para el ahorro de la economía familiar y en los costos de producción para las empresas. De acuerdo con Cabrera, el bajo precio de la gasolina significará para la economía familiar un ahorro que permitirá que las familias puedan invertir en el consumo personal.

Por otra parte, las empresas también experimentarán un ahorro en energía, percibiendo ahorro en sus costos de producción. Cabrera explicó que los bajos precios no serán una amenaza en la recaudación de impuestos para el Gobierno, puesto a que, una vez dinamizado el comercio, lograrán percibir impuestos a través del IVA.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación