Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Comerciantes del Puerto con dudas ante licitación

b Dudan que empresas contraten a personas de la zona de La Unión

La concesión crearía oportunidades de empleo en el Puerto y actividad económica vinculada. Por ahora aguarda. Foto /Evelyn Linares

La concesión crearía oportunidades de empleo en el Puerto y actividad económica vinculada. Por ahora aguarda. Foto /Evelyn Linares

La concesión crearía oportunidades de empleo en el Puerto y actividad económica vinculada. Por ahora aguarda. Foto /Evelyn Linares

Comerciantes que laboran en las cercanías del Puerto La Unión han expresado su incertidumbre tras el anuncio de la licitación del Puerto.

Y es que esta no ha sido la primera vez que se anuncia dicha licitación, motivo por el cual dudan si se llevará a cabo. Esto ha generado desconfianza en algunos comerciantes, quienes expresan que han sido decepcionados anteriormente.

Ese temor también se manifiesta en otros lugareños que perciben la situación de manera negativa. Algunos creen que una vez se otorgue la concesión, la empresa ganadora traerá a su propio personal, estancando así la generación de empleo del municipio.

Algunos comerciantes incluso aseguran que cuando empresas internacionales abren sus operaciones en el municipio contratan a gente de otros departamentos.

Rigoberto Monge, analista económico, hace hincapié en esto, al reiterar que es importante que "el proyecto se licite lo más pronto posible y se definan claramente las bases de la licitación para la empresa que tendrá a su cargo el dragado del canal de acceso al Puerto".

Para Monge, esto forma parte de un polo de desarrollo económico-industrial y podría ser un punto focal para el movimiento del departamento. Es por esto que, tanto economistas como habitantes de La Unión, esperan que -esta vez- pueda iniciar operaciones pronto.

A esto se le suma que, desde el 2005, se ha anunciado "la operación" de la obra y jamás se puso en marcha. Desde entonces el Puerto se mantiene como un inmenso bloque de concreto en constante deterioro.

"El Puerto tiene que ser la cabeza de un triángulo de desarrollo industrial, comercial, pesquero y turístico que verdaderamente genera e irradie una actividad, no solamente para toda la zona oriental de El Salvador, sino para el Golfo de Fonseca, que es un polo de desarrollo y paz para los tres países (El Salvador, Honduras y Nicaragua)", reiteró Monge.

Añade que el terreno en los alrededores de la obra tiene el potencial de poder convertirse en "uno de los parques industriales de mayor innovación tecnológica en el país y podría ser un punto focal de contacto de está parte de Centroamérica con el Pacífico Asiático".

Beneficio de la duda

Por otra parte, otros lugareños "dan el beneficio de la duda" y esperan que esta vez se ponga en operación el Puerto.

Ellos reconocen que la apertura del Puerto podría traer beneficios como incrementar el comercio de la zona.

Muchos consideran que al iniciar su funcionamiento la zona experimentará mayor flujo de turistas o personas de negocios, lo que podría traducirse en mayor clientela.

"Yo creo que va a venir más gente y tendré mayores ingresos", expresó Saúl Sánchez, quien tiene un puesto de comida en el centro de la cabecera departamental. Sánchez es uno de los ciudadanos de la zona que tiene su esperanza puesta en que el proyecto reactivará la economía de muchos negocios.

Pero más allá de poner en operación el Puerto La Unión se trata de mejorar la infraestructura de la zona extraportuaria. Antes esto el Gobierno ha puesto su atención en impulsar el área oriental del país para desarrollar más el área.

No sólo es necesario poner en funcionamiento el Puerto sino también mejorar las carreteras que conectan el departamento de San Miguel con La Unión, las cuales se mantienen en mal estado, volviendo difícil el tránsito vehicular.

El Puerto La Unión y, por consiguiente, la zona aledaña contiene un potencial impresionante para dinamizar la economía del país y se podría convertir en un motor de desarrollo social y económico para los departamentos de oriente.

Víctor Ruiz, minutero de La Unión, duda que las obras que se realicen en la zona extraportuaria lleven beneficio a los pequeños comerciantes. Para Ruiz los negocios que se establecerán en el área serán franquicias y dejarán de lado a los negocios pequeños.

Honduras toma delantera

Mientras en el país muchos se esperanzan en la licitación, el Gobierno de Honduras anunció que obtuvo el financiamiento para la construcción del Corredor Logístico, el cual es una carretera que unirá los océanos Pacífico y Atlántico.

Esto podría implicar competencia para la zona del Golfo del país, debido a que Honduras ha logrado desarrollar de manera más eficiente su área costera. El canal seco del país centroamericano significará un punto de crecimiento para la competitividad del país.

Según el comunicado emitido por el Gobierno de Honduras, el proyecto "se convertirá en una importante alternativa al Canal de Panamá y generará 1,200 empleos en la etapa inicial de su construcción".

La obra abarcará 391 kilómetros entre el sur del país y Puerto Cortés, con el fin de convertirlo en el puerto más importante de Centroamérica y uno de los referentes de Latinoamérica.

El riesgo que corre el Puerto La Unión al no operar es que no solo traería menor desarrollo social y económico, sino también sería menos competitivo.

En materia de infraestructura, el país no ha presentado mayor crecimiento y la tendencia ha sido iniciar proyectos (carreteras, centros penales y puertos, entre otros) y dejarlos estancados.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación