Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

China causa desplome de las bolsas de valores del mundo

El desplome ha sido denominado como Lunes Negro e inició en la apertura de las bolsas.

Wall Street toma distancia de su desastrosa primera semana de 2016

La caída del precio del petróleo y el varapalo bursátil en Asia están lejos de desaparecer, pero parece que Nueva York quiere reponerse | Foto por Agencias EFE

Wall Street toma distancia de su desastrosa primera semana de 2016.

Los mercados bursátiles del mundo cayeron ayer en la mañana después de un desplome histórico del mercado de valores de China. El descenso estuvo ligado a una oleada mundial de ventas provocadas por la desaceleración de China, lo que reflejó incertidumbre entre los inversionistas sobre dónde colocar su dinero cuando la segunda mayor economía del mundo está en declive.
 
Esta caída fue denominada como “Lunes Negro”, el cual mantuvo a los operadores de las bolsas de valores en una montaña rusa. En el caso de Wall Street en Estados Unidos se experimentó un pérdida del Dow Jones de mil puntos, provocando preocupación en los corredores de bolsa.

No obstante, las acciones tuvieron una recuperación en lo que avanzó la tarde, cerrando el Dow Jones con una pérdida de 588.47 unidades, es decir una caída del 3.6%, para quedar en 15,871.28.

Por otra parte, el índice Standard & Poor’s 500 también tuvo un notorio declive poco después del inicio de la jornada, ingresando a territorio de “corrección” el argot de Wall Street para una pérdida de al menos 10% con respecto a un máximo reciente. La última corrección del mercado fue hace casi cuatro años.

Los bonos del Tesoro tuvieron un incremento luego de que los inversionistas se enfocaron en activos menos riesgosos. El precio del crudo volvió a caer. Pero los operadores también vieron la oportunidad de aprovechar algunas ofertas. Eso les ayudó a recuperar parte de las pérdidas de inicios de la jornada.

El Standard & Poor’s 500 retrocedió 77.68 unidades, 3.9%, para quedar en 1,893.21. El compuesto Nasdaq cayó 179.79 puntos, 3.8%, para ubicarse en 4,526.25. Con la jornada de ayer, los tres índices registran pérdidas respecto al inicio del año.

Las ventas provocaron preocupación en las salas de juntas corporativas, en las capitales gubernamentales, y entre los estadounidenses de todas edades que han estado ahorrando para el retiro o el anticipo para una casa.

En Europa, el DAX de Alemania perdió 4.7%, mientras que el CAC-40 en Francia retrocedió 5.4%. El principal í­ndice británico, FTSE 100, tuvo un descenso de 4.7%.

En Asia, el Nikkei de Japón perdió 4.6%, su peor jornada en más de dos años y medio. El í­ndice Hang Seng de Hong Kong retrocedió 5.2%. El S&P ASX/200 de Australia cedió 4.1%, mientras que el Kospi de Corea del Sur tuvo pérdidas por 2.5%.

El índice Shanghai sufrió su peor caída porcentual en ocho años y medio. El mercado perdió todas sus ganancias de 2015, pero se mantiene con un aumento de más de 40% del nivel mostrado hace un año.

Poniendo de relieve el oscuro panorama en China está la creciente convicción de que los reguladores y políticos podrían no contar con los medios para contener las pérdidas en aquel país. China enfrenta una desaceleración en el crecimiento económico, el sistema bancario tiene un déficit de capital y los inversionistas están sacando el dinero del país, recalcan los expertos.

La incrementada tensión sobre una desaceleración en China ya había sacudido el viernes los mercados mundiales, llevando al mercado accionario estadounidense a un notorio descenso. El declive continuó el lunes luego de que la principal bolsa de valores de China perdió 8.5%.

El Dow perdió 1,089 puntos en los primeros cuatro minutos de la jornada, luego de que los operadores se deshicieran de sus acciones. Pero las ventas de liquidación fueron breves. Una oleada de compras recortó por la mitad las pérdidas del Dow solo cinco minutos después.

El mercado bursátil de Estados Unidos registró extensas pérdidas. Los 10 sectores del S&P 500 terminaron a la baja, y el mercado energético encabezó el declive con 5.2%, en medio de un marcado descenso en los precios del petróleo. Dicho sector ha retrocedido casi el 25% en lo que va del año.

Newfield Exploration fue la empresa con peores pérdidas en el S&P 500, al ceder 3.19 dólares, 10.4%, para terminar en 27.63 dólares por acción. AGL Resources tuvo las mayores ganancias, al aumentar 13.55 dólares, 28.3%, y finalizar en 61.41 dólares por acción. El mercado ha estado en un periodo alcista por más de seis años, luego de su peor punto en marzo de 2009, tras la crisis financiera y la llamada Gran Recesión.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación