Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

CEPA alista inversión de $25 Mlls. para Acajutla

Además la autónoma comprará una dragadora y equipo especializado para el Puerto de La Unión, el cual se espera concesionar en el primer trimestre de 2013.

Se pretende que la terminal portuaria se especialice en carga líquida y a granel. Foto EDH/archivo

Se pretende que la terminal portuaria se especialice en carga líquida y a granel. Foto EDH/archivo

Se pretende que la terminal portuaria se especialice en carga líquida y a granel. Foto EDH/archivo

Paralelo al proyecto de precalificación y de concesión del operador naviero para el Puerto de la Unión, la Comisión Ejecutiva Portuaria Autónoma (CEPA) anunció que invertirá $25 millones en diversas expansiones y mejoras al Puerto Acajutla, sobre todo para especializarlo en carga de granel y líquida.

La idea de la institución es "no descuidar la principal terminal marítima" y por ello, de un préstamo de $40 millones ante el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), $19 millones se destinarán para elevar "la eficiencia y la competitividad de Acajutla".

Incluso su presidente, Alberto Arene, mencionó que a largo plazo hay posibilidades de una concesión de Acajutla.

"CEPA tiene una capacidad de endeudamiento de unos $65 millones porque tiene $58.3 millones de la titularización y, para ampliar su cartera de proyectos, estaría en agenda un posible asocio público-privado o una concesión de la infraestructura portuaria", adelantó el funcionario.

Por otra parte, Arene reconoció que para tener un Puerto de La Unión "en condiciones" es fundamental continuar con un plan de inversiones que luego el concesionario que gane la licitación deberá de darle continuidad.

Por ende, CEPA insiste en las reformas a la Ley de Concesiones, sobre todo en relación a modificar el plazo para invertir $30 millones, pasando de cinco a 10 años y poder dragar el canal de acceso "en base a las condiciones que determine el operador".

"Tenemos que comprar una dragadora a un costo de $25 millones porque es mucho más accesible que subcontratar a una empresa especializada. Pero no tiraremos $35 millones como se hizo hace cinco años. Dragar sin concesionar fue algo ilógico", recordó Arene.

Las autoridades de CEPA se reservaron cifras de cuánto gasta el gobierno en mantener ambos puertos, pero reconocieron que muchas labores del Puerto de La Unión se realizan con equipo que también se emplea en Acajutla, como por ejemplo un rastrillo marino que ha permitido que el canal "no se azolve a más de nueve metros".

"El competidor directo de Acajutla en este momento es Puerto Quetzal, en Guatemala. El negocio marítimo apunta hacia buques más grandes y no es rentable que una terminal sea de trasbordo por cuestiones tarifarias, al menos en esta región. Eso es fundamental comprenderlo", puntualizó Arene.

Hay que recordar que las reformas a la Ley de Concesiones ya fueron presentadas y la precalificación termina en septiembre.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación