Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Caficultores ticos afectados por la roya aún esperan ayuda estatal

Un año después de la emergencia, sector espera ayuda estatal, a través de un fideicomiso, por 40 millones de dólares .

Caficultores ticos afectados por la roya aún esperan ayuda estatal

Caficultores ticos afectados por la roya aún esperan ayuda estatal

Caficultores ticos afectados por la roya aún esperan ayuda estatal

PÉREZ ZELEDÓN. Hace un año, Gilbert Calderón tuvo que arrasar las 25 manzanas de cafetales que tiene con sus hermanos, en Miravalles de Pérez Zeledón. En aquel momento cortó toda la plantación afectada por la enfermedad de la roya y hoy, un año después, su situación sigue igual.

Desde entonces solo ha recibido de ayuda ¢100,000 ($200) y algunos químicos para fumigar el terreno. Este caficultor es uno de los 25,000 a la espera de un fideicomiso de ¢20,000 millones ($40 millones) que sigue sin ejecutarse, doce meses después de la declaratoria de emergencia del Gobierno.

El dinero ya está depositado en la cuenta del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), pero está pendiente el refrendo del fideicomiso por parte de la Contraloría General de la República, entidad que tiene hasta el 17 de enero para emitir criterio. Son 20 días hábiles desde que el MAG presentó el documento, el 6 de diciembre.

Según informó a La Nación la División de Contratación Administrativa del ente contralor, podría resolver antes de esa fecha. Al inicio, el MAG, el Instituto del Café de Costa Rica (Icafé) y el Servicio Fitosanitario del Estado (SFE) desembolsaron $4 millones, pero no bastó.

"A mí solo me dieron un poco de ayuda para fumigar el año pasado, pero desde eso estamos esperando a ver qué va a pasar", aclaró Ulises Arias, vecino de Santa Elena de General Viejo de Pérez Zeledón, cantón muy golpeado, junto a Coto Brus.

Del total del fideicomiso, $30 millones se distribuirán para la renovación de cafetales, mantenimiento o capital de trabajo, recaudación de deuda y atención de cultivos. Los restantes $10 millones se darán al Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS) para asistencia directa a quienes califiquen como grupo familiar necesitado.

La ministra del MAG, Gloria Abraham, dijo que le han pedido a la Contraloría que le den rapidez a la aprobación del contrato porque reconocen que hay muchos agricultores a la espera del dinero para continuar sus proyectos.

Édgar Rojas, subdirector ejecutivo de Icafé, explicó que mientras reciben el refrendo, están trabajando en la parte logística de los programas por desarrollar. La situación de los caficultores se agrava para el 2014 porque, según cálculos del Icafé, la cosecha que concluye en marzo caerá 20 % respecto a la de marzo pasado.—Agencias.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación