Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Cafetaleros critican que aún no se toman acciones para combatir la roya

Los niveles de infestación del grano rondan el 25 % en este momento

Cafetaleros critican que aún no se toman acciones para combatir la roya

Cafetaleros critican que aún no se toman acciones para combatir la roya

Cafetaleros critican que aún no se toman acciones para combatir la roya

A poco tiempo para que las lluvias afecten el territorio nacional, los productores de café critican que el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), aún no ha convocado al sector para informar sobre las acciones que tomará para mitigar los impactos que puede tener el invierno en las cosechas del aromático este año.

De acuerdo con el presidente de la Asociación Salvadoreña de Beneficiadores y Exportadores de Café, (Abecafé), Marcelino Samayoa, las autoridades de Agricultura no han anticipado las medidas que se tomaran para que el hongo de la roya, que se activa más en la época de humedad, pueda ser controlado.

"Nadie se hace cargo. Lo que sucede es que unos ya se van y los otros no han llegado; estamos en transición y entonces le dicen: (los que van de salida) hable con el nuevo, y el nuevo dice todavía no he llegado hable con el mismo", dijo Samayoa.

Mientras tanto, según el presidente de la Asociación Cafetalera de El Salvador (Acafesal), Sergio Ticas, por lo que hace un mes se tenía un 8 % de infestación en el parque cafetalero, con las lluvias que han comenzado a caer se ha llegado a casi el 25 %.

"Si para las próximas semanas no ponemos nada, (refiriéndose a los fungicidas en las plantas) me atrevería a decir que para junio ya tenemos una afectación del 50 o 60 %, y ya con esa cantidad de infestación es bien difícil hacerle frente", advirtió Ticas.

El hongo de la roya durante época seca se mantiene ligeramente estancado pero latente en las plantaciones, cuando caen las primeras lluvias comienza a amenazar la cosecha.

Por ello, los productores de café consideran que en este momento ya se deberían estar tomando medidas para que la cosecha 2014-2015 no se vea afectada en los niveles en que se redujo la anterior.

Marcelino Samayoa señaló que, a más tardar en los primeros días de junio, debe darse la primera aplicación de antifungosos (sustancia que tiene la capacidad de evitar el crecimiento de algunos tipos de hongos) a las plantaciones.

"Las aplicaciones deben hacerse cada 28 días al menos en 3 veces para estar seguros que las esporas de la roya mueran", refirió Samayoa.

Los antifungosos translocantes que se pueden aplicar en este momento, tienen costos elevados, según el presidente de Abecafé. Pese a que el gobierno sabe que los cafetaleros vienen de pasar una mala cosecha, donde los precios fueron malos, Samayoa dijo que el Estado no está haciendo nada. "El Estado no está ni regalando, ni facilitando líneas de crédito", reclamó.

El representante del sector añadió que los créditos en los bancos están resultando complicados en algunos casos.

Las entidades bancarias piden garantías, entre estas, que los solicitantes tengan una buena producción aún en las condiciones difíciles que atraviesan. "Si usted no tiene garantías o debe, o no tiene una buena producción le dicen que no", señaló.

Pérdidas de mercado por baja cosecha

La bajísima producción que se tuvo de la cosecha 2013-2014, que apenas alcanzó los 685 mil quintales, aunado al problema del hongo de la roya, continúan poniendo en jaque a los productores.

El ejecutivo de Abecafé relató que, con la pérdida de un millón 15 mil quintales del aromático en la cosecha pasada, se perderán mercados tradicionales, ya que el 98 % de la producción se exporta.

"Si yo no abastezco a mi comprador, mi comprador se va a ir a comprar a otro lado, ese es el principal problema, y si le gustó el de el otro mercado se va a quedar con él, o si vuelve me va a pedir rebaja, me va a pedir un montón de cosas, entonces ese es el otro problema latente que existe", advirtió Samayoa.

Pese a que aún no se puede adelantar sobre cómo será el comportamiento de la cosecha de 2014-2015, los productores esperan que sea mejor que la anterior, que el problema de la cosecha pasada pueda encontrar solución a tiempo.

Si todo va bien, apuntó Samayoa, la cosecha debería de andar entre 900 mil y un millón de quintales.

Llegar a estos niveles significaría una buena recuperación pero siempre por debajo de los promedios nacionales.

Según lo comentó Sergio Ticas, el ministro de Agricultura saliente, Pablo Ochoa, ha dicho que se encuentran a la espera de que les aprueben un préstamo para poder comprar los fungicidas triazoles por un valor de $2.8 millones en las próximas semanas.

La compra se realizaría a través de la Bolsa de Productos de El Salvador (Bolpros), en los próximos días y los tiempos de entrega rondarían las 2 semanas o más.

De ser así, el sector esperaría que los productos antiroya lleguen casi a tiempo, ya que el año pasado se entregaron entre mayo y junio, y hubo complicaciones porque el brote se dio en época de verano, y cuando se aplicó el "cobre", (como le llaman a los diferentes antifungosos), ya las plantaciones tenían las hojas severamente dañadas por el hongo.

Al ser consultado el aún Ministro de Agricultura, sobre las acciones que se tomarán en torno al tema, se limitó a decir que ya se ha preparado un plan de contingencia. "No nos podemos anticipar a hacer cosas si aún no conocemos con que niveles y cómo es que esto puede afectar", refirió.

Lo que tampoco dejó claro el representante de la cartera de Estado es, cuáles son todas las medidas que se tomarán, y si serán ellos o el nuevo representante de Agricultura quién entregará los fungicidas a los cafetaleros para que se logre combatir el ataque de la roya a tiempo.

Publish at Calameo or read more publications.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación