Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Café salvadoreño alcanzó $2,350 el quintal en subasta electrónica

b Tres fincas chalatecas lograron los mejores precios

La subasta electrónica permite que grandes compradores internacionales pujen por el mejor café salvadoreño. Foto EDH/Archivo

La subasta electrónica permite que grandes compradores internacionales pujen por el mejor café salvadoreño. Foto EDH/Archivo

La subasta electrónica permite que grandes compradores internacionales pujen por el mejor café salvadoreño. Foto EDH/Archivo

El Consejo Salvadoreño del Café llevó a cabo su décimo tercera edición de la subasta electrónica de los 27 cafés ganadores del certamen internacional "Taza de Excelencia, El Salvador 2015".

Las 27 muestras de café participantes ya habían resultado ganadoras en la Taza de la Excelencia, de acuerdo a varias características, entre ellas fragancia, acidez, cuerpo, sabor, balance, limpieza y otros.

Al ganar, pasaron a la segunda fase del certamen, por medio del cual las muestras fueron subastadas a nivel internacional entre grandes compradores que pujaron entre sí para obtener el mejor café.

Tanto el concurso de la Taza de la Excelencia como la subasta, permiten a los productores salvadoreños competir contra los mejores cafés de la región y lograr entrar a grandes mercados internacionales, de la talla de Corea del Sur, Reino Unido o Japón.

La Finca "Positos de san Ignacio", propiedad de don Ignacio Gutiérrez, ubicada en el municipio de San Ignacio, Chalatenango, logró un precio de $2,350 el quintal, un promedio de $23.50 por libra, esto equivale a un 1794 % arriba del precio del mercado en la bolsa de Nueva York.

"(Con este precio) se demuestra una vez más, el reconocimiento y aprecio del mercado internacional por los cafés producidos en nuestro país", cita un comunicado del Consejo.

El lote del café mejor vendido es de la variedad Pacamara y fue adquirido por el comprador UCC Ueshima Coffee Co, Ltd. de Japón.

De acuerdo al comunicado el segundo lote mejor pagado fue de la finca "Nueva esperanza", cultivada con la variedad Pacamara, propiedad de José Francisco Recinos Rodríguez, también localizada en Chalatenango, que obtuvo un precio de $2,310 por quintal, comprado por el grupo Maruyama y Coffee A Gogo de Japón, Mesh Coffe de Corea del Sur y Orsis Coffee de Taiwán.

El tercer precio lo alcanzó la finca "Santa Rosa 1", con la variedad Pacamara, propiedad de la sociedad J. Saúl Rivera, S.A. de C.V. con 1,495 el quintal, el comprador fue Wataru for coffee Beans Rococo. La finca es también de Chalatenango, del municipio de La Palma.

El resto de los lotes de café alcanzaron precios desde los $720 hasta los $1,300 por quintal, y los compradores fueron de Japón, Corea del Sur, Australia, Reino Unido, Noruega, Bélgica y China, entre otros.

Sin embargo, aunque con el certamen se logró un costo alto, tuvo una caída respecto al año anterior, cuando por libra se pagó $29.50. El mejor año fue en 2013, cuando en la subasta electrónica un café salvadoreño logró un precio superior a los $50.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación