Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Aponte estima que Ley abonará en la aprobación de Fomilenio II

b Diplomática dice que Ley de Asocios promoverá inversiones

Mari Carmen Aponte durante inauguración de nuevo local de Fiscalía General en Sonsonate. Foto EDH / mauricio caceres

Mari Carmen Aponte durante inauguración de nuevo local de Fiscalía General en Sonsonate. Foto EDH / mauricio caceres

Mari Carmen Aponte durante inauguración de nuevo local de Fiscalía General en Sonsonate. Foto EDH / mauricio caceres

La embajadora de Estados Unidos, Mari Carmen Aponte, dijo ayer que la recién aprobada Ley Asocios Público Privado va a contribuir en la posibilidad de que el país sea elegido para un próximo Fomilenio II.

La nueva ley ayuda a fomentar la inversión y abona al crecimiento económico del país. "Cualquier cosa que ayude a desarrollar económicamente a El Salvador, claro que va a ser favorable", dijo la funcionaria.

Aponte dijo que existe la gran esperanza de que esta ley en su implementación contribuirá en el área de desarrollo económico del país. "Entiendo que hay conversaciones acerca de cambiar algunos rubros en el futuro a través de una reforma que espero se llevará dentro de un proceso del cual nosotros no vamos a participar".

Sobre la posible falta de competitividad en las empresas, la embajadora manifestó que el espíritu de la Ley es abonar al desarrollo económico de El Salvador.

"Implica que abre las posibilidades de inversiones de empresas nacionales como de afuera. Lo importante es que se creen empleos y que los salvadoreños puedan encontrar trabajo", explicó.

Pero además "que se genere una actividad económica productiva que abone al mejoramiento de la Nación", subrayó la diplomática.

Sobre las dificultades políticas que pueden significar posibles reformas, Aponte afirmó que ese es el trabajo de los legisladores y de las personas vinculadas al proceso.

"Lo que a nosotros nos importa y queremos es que la implementación de la Ley sea de beneficio para El Salvador", recalcó Aponte.

Agregó que el proceso de Fomilenio II es una tarea larga y complicada, pero se sigue trabajando entre los dos gobiernos para ver si en septiembre se presenta la solicitud ante la junta de directores de la MCC que es en última instancia la que tomará la decisión.

Junto a esta Ley está el tema de la inseguridad que los empresarios también han dicho que es obstáculo para que más empresas se instalen en El Salvador.

Al respecto, el ministro de Justicia y Seguridad, Ricardo Perdomo, se reunió esta semana con al menos 30 empresarios para tratar el tema, aclaró que no para gestionar empleo para pandilleros, sino a jóvenes en peligro de caer en esos grupos criminales.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación