Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Tecnología moderna para atender bebés en el hospital Bloom

La tasa de mortalidad de la UCIN es de 10.33 %, la tasa de mortalidad general de Bloom es de 7.69 %. La nueva unidad tiene cupo para 18 bebés

La UCIN tiene 18 ventiladores neonatales, un ventilador de alta frecuencia oscilatoria y 18 incubadoras de doble pared convertibles en cunas térmicas.

La UCIN tiene 18 ventiladores neonatales, un ventilador de alta frecuencia oscilatoria y 18 incubadoras de doble pared convertibles en cunas térmicas.

La UCIN tiene 18 ventiladores neonatales, un ventilador de alta frecuencia oscilatoria y 18 incubadoras de doble pared convertibles en cunas térmicas.

Ayer fue inaugurada la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales (UCIN) del hospital de niños Benjamín Bloom, la cual está equipada con alta tecnología.

Este servicio es para atender a neonatos (de cero a 30 días de nacidos) con prematurez, problemas cardiacos, renales y de otra índole.

La unidad que funcionaba hasta ayer en el Bloom, con capacidad para 12 cunas, registró el egreso de 589 recién nacidos el año pasado.

El nuevo servicio cuenta con 14 incubadoras en la sala principal, cuatro más para tener pacientes aislados y una cuna térmica en el quirófano.

El jefe de la UCIN, Carlos Martínez López, explicó que la nueva UCIN tiene un sistema de monitoreo que comunica las 18 incubadoras con las computadoras de la estación de enfermería del servicio.

Los médicos también podrán tener acceso a esta información, vía internet, a través de "tablet" o celular, esto aunque no estén dentro de hospital. Cada cuna "es una unidad completa para tener a un bebé en estado crítico. Consta de una incubadora de doble pared que se convierte en cuna térmica, de un monitor de signos vitales que está en red para un monitoreo central, tiene telemedicina y ventilador respiratorio", enumeró Martínez López.

La cuna es de doble función: puede tener pared cerrada, pero "si se necesita manipular al bebé se convierte en cuna térmica abierta. Al estar abierta el personal puede hacer el procedimiento sin que el niño pierda el calor", explicó el doctor.

Cada incubadora tiene báscula incorporada, la cama es rotatoria, cuenta con una placa para radiografía, lo que evita que el bebé sea trasladado para hacer el examen.

Además tiene lámparas de fototerapia en la parte superior y en la base para ayudar a la piel del bebé que está en contacto con la incubadora.

En el mismo servicio está la cuna térmica, la cual está designada para las cirugías de los neonatos.

Cuando un recién nacido es sometido a una operación tiende a disminuir su calor corporal, por eso utilizan esta cuna térmica, explicaron.

Este quirófano también está equipado con un bisturí eléctrico. Cuando el médico hace la cortadura, el aparato cauteriza , con lo que se evita la pérdida de sangre.

Además dos de las incubadoras son portátiles y están equipadas con todos los aparatos de cuidados intensivos. Estas serán usadas para el traslado de bebés.

El sistema de gases y energía eléctrica de la UCIN está oculto. El piso del lugar fue diseñado para evitar la electrostática, la cual puede causar graves problemas en una unidad de cuidados intensivos.

La obra tuvo un costo de $4.5 millones: $1.6 millones fueron para la obra física y $2.9 millones para la adquisición del equipo médico tecnológico moderno.

El costo diario por cama ocupada en el servicio que funciona actualmente es de $400. La estancia promedio por paciente, el año pasado, fue de 10 días, lo que equivale a un costo de $4,000.

El jefe del servicio explicó que, según el análisis, la necesidad insatisfecha de incubadoras en la UCIN es de 22 espacios, pero esto no logró adquirirse porque el presupuesto no alcanzó.

Sin embargo, la nueva unidad cuenta con las condiciones para ampliar la cantidad de incubadoras, así como para actualizarla a medida haya nueva tecnología.

La moderna UCIN podría comenzar a recibir pacientes el próximo mes, ya que el personal asignado a ese servicio será capacitado durante las próximas cuatro semanas.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación