Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Siguen denuncias de falta de antirretrovirales en ISSS

Desde la semana pasada se reportan problemas con el abastecimiento del fármaco atripla. El Seguro Social informó ayer que ya recibió parte de los medicamentos de parte del PNUD y del Minsal.

Los pacientes piden que no se les discrimine

Los pacientes piden que no se les discrimine | Foto por Archivo

Los pacientes piden que no se les discrimine

Las denuncias por escasez del antirretroviral atripla en el Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS) continuaban hoy, pese a que el subdirector de la institución, Milton Escobar, declaró que aún tenían abastecimiento para una o dos semanas.  

“El problema persiste. El fármaco atripla se acabó y ya no se está dando desde el viernes pasado”, expuso el representante del Colegio Médico ante la Comisión Nacional Contra el Sida (Conasida), Iván Solano Leiva. 

La Asociación Atlacatl comenzó a recibir denuncias desde la semana pasada, de pacientes a los que les dijeron que no hay existencia del fármaco y por eso no les podían despachar. 

“Estamos tratando que en la receta les digan cuándo les van a entregar el medicamento, pero no han querido colocarles la fecha de cuándo les podrían despachar”, denunció Odir Miranda, director de la asociación. 

Denuncias similares también se han recibido en otras entidades que velan por los derechos de las personas con VIH. 

“Hay reportes de varias personas que en este momento no están recibiendo el medicamento, que les están diciendo que regresen. Parece que estarían fraccionando lo que les entregan”, manifestó Francisco Ortiz, director del Fundasida.  

El atripla es vital para el tratamiento  y control de las personas con VIH. Es un medicamento de primera línea de antirretrovirales, además es de triple terapia, es decir que contiene tres fármacos, efavirenz, emtricitabina y tenofovir. 

Una de las ventajas del medicamento es que, al ser una sola pastilla que se toma una vez al día, facilita la adherencia de los pacientes al tratamiento. 

La mayoría de los pacientes que son diagnosticados con VIH en el ISSS comienzan su tratamiento con el atripla, además están quienes ya llevan años bajo ese régimen de medicamento. 

Solano Leiva sostuvo que este tipo de situaciones afectan la adherencia que se ha logrado de los pacientes al tratamiento. A la vez, al cortar el uso del medicamento, se corre el riesgo de que el virus se haga resistente y ya no surta efecto, teniendo que utilizar otros medicamentos, de segunda a tercera línea, que tienden a ser más caros. 

“El 85% de la gente está recibiendo ese tratamiento. Puede ser una población bastante grande la que esté siendo afectada”, sostuvo Miranda. 

Minsal suministró al ISSS

El domingo Escobar reveló que ha habido retrasos con las entregas de los antirretrovirales comprados para el 2016 debido a problemas internos del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD). 

El ISSS realiza la compra de dichos medicamentos a través del organismo de las Naciones Unidas, ya que solo se pueden adquirir con proveedores internacionales. 

Hoy por la tarde, Escobar informó que el PNUD ya les había entregado dos de los medicamentos solicitados, la lamivudina y el antirretroviral de doble terapia que contiene emtricitabina más tenofovir.

La cantidad recibida fue la que el Seguro Social solicitó para todo el 2016. 

Pero además, el Ministerio de Salud les prestó hoy 24 mil tabletas de atripla, 3 mil 600 de lamivudina y 30 mil de efavirenz.  

Escobar dijo que con los medicamentos prestados ya podrían resolver la necesidad y aseguró que seguirían haciendo las gestiones necesarias con el PNUD para recibir lo que hace falta. 

“Esperamos que el PNUD cumpla con su palabra y nos mande lo demás, así nosotros lo devolvemos al Ministerio”, añadió el funcionario. 

El suministro de atripla sería entregado a finales de la semana, aseveró Escobar. 

Asimismo dijo que el Seguro Social llamaría a las personas que no pudieron recibir su medicamento para que lleguen a traerlo.  

No obstante, William Hernández, director de la Asociación Entre Amigos y miembro del Mecanismo de Coordinación de País (MCP), afirmó que el problema en el Seguro Social está desde diciembre y que en esa ocasión el Minsal también les apoyó prestándoles una importante cantidad de medicamentos.  

“El Ministerio de Salud no llega al desabastecimiento, pero en este caso me imagino que le va a prestar, y de seguir así el Ministerio también se expondría a llegar a ese nivel de crisis”, opinó Hernández, quien consideró que ha sido bastante la cantidad de medicamentos prestada. 

Ante esto, Escobar dijo que por eso el sistema de salud es integrado. “Cuando hay algún problema de abastecimiento nos prestamos entre ambos”, apuntó. 

Miranda afirmó que no es la primera vez que se generan problemas de abastecimiento de los medicamentos para las personas con VIH en el ISSS. 

Respecto a la explicación de que el inconveniente surgió desde el PNUD, Miranda consideró que por eso es necesario que las organizaciones puedan ser testigos de los procesos de compra. 

Mientras que Hernández se mostró un tanto escéptico. “(El PNUD) Jamás se va a exponer a este tipo de situaciones, habría que entender qué es lo que ha sucedido”, dijo.

Al cierre de esta nota se esperaba la respuesta del PNUD ante el argumento del Seguro Social. 

Pedirán análisis de situación 

El Colegio Médico solicitará en la próxima reunión de la Comisión Nacional Contra el Sida (Conasida) que se analice la situación ocurrida en el ISSS para llamar a la entidad a que actúe y evite otros problemas similares. 

Posibles denuncias ante PDDH

Fundasida llamó a los usuarios afectados por el desabastecimiento a interponer denuncias ante la Procuraduría de los Derechos Humanos. La Asociación Atlacatl también pidió a la PDDH que investigara la situación. 

“Es importante que podamos ser testigos de los procesos de compra para que no lleven a estas situaciones, que no es primera vez que las enfrentamos en el ISSS”. Odir Miranda, Asociación Atlacatl.
Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación