Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Sánchez Cerén pedirá al Papa apoyo para la paz y los jóvenes en el país

Prometió ayudar a la diáspora salvadoreña en Italia y promover reformas para el voto en el exterior.

La contribución de la Iglesia Católica a un proceso de paz y rescate de jóvenes en riesgo en El Salvador, con el aporte de las otras iglesias, busca el presidente electo Salvador Sánchez Cerén con su visita de hoy al Papa Francisco.

El mandatario electo lo anunció así en Roma, Italia, a decenas de representantes de la comunidad salvadoreña residente en ese país, durante una reunión ayer en el Instituto Ítalo-Latinoamericano.

"Queremos trasladarle (al Papa) nuestra valoración sobre el país, pedirle su respaldo a todo ese proceso de paz que queremos encontrar en el país, que nos puedan ayudar a mejorar el clima de seguridad, con la participación de las iglesias, de todas las comunidades, para mejorar la seguridad de todas las familias", explicó Sánchez Cerén.

"La visita obedece a tener la bendición de la Iglesia, la bendición del Papa, para que en el país podamos tener un proceso de reconciliación entre todos los sectores, trabajadores, gobierno, empresarios, para que juntos podamos resolver los grandes retos que tenemos y llevarle tranquilidad a los ciudadanos, a los niños en las escuelas, a las familias, la principal demanda que tenemos de la población", explicó.

Destacó las reuniones que representantes de su futuro gobierno han sostenido con la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP) y enfatizó que el desarrollo del país pasa por el fortalecimiento de las relaciones entre trabajadores, empresarios y el gobierno.

Les explicó a los asistentes que tras las elecciones ha buscado generar "confianza y estabilidad" entre los salvadoreños, después de un cerrado resultado en las elecciones y que la oposición promovió protestas y reclamos legales contra el resultado que le daba la victoria al FMLN, por un "mínimo margen".

"Ahora hemos iniciado un diálogo con la ANEP. Ellos dieron respuesta positiva a un llamado que lanzamos para comenzar a conversar sobre la problemática del país. Hemos iniciado las primeras reuniones con la empresa privada, así como con los partidos de oposición, ARENA y los otros representados en la Asamblea", afirmó.

Y añadió: "queremos conformar un escenario de estabilidad y gobernabilidad en el país, para que podamos juntos hacer nuestros aportes, presentar nuestras propuestas y sobre esa base ponernos a trabajar", explicó.

En este punto, afirmó que se busca un desarrollo económico sostenido que lleve más inversión a la agricultura y a las familias que se dedican a ella y que se genere más empleo entre la micro, pequeña y mediana empresa.

"El crecimiento económico que tenemos en el país es insuficiente para garantizar la sostenibilidad del desarrollo social en el país. Por eso necesitamos generar medidas de crecimiento y para esto necesitamos que nos unamos gobierno, empresarios y trabajadores y juntos les apostemos a generar un mayor crecimiento de la economía salvadoreña", enfatizó.

Una de las metas es producir no sólo materia prima, sino artículos que tengan un valor agregado y que pueda venderse mejor en los mercados, subrayó. De esto, dijo, dependerá que haya más ingresos e inversión en salud gratuita, mejor educación en las escuelas y subsidios a las familias pobres.

Consideró que el atraer inversiones llevará a la generación de empleo, que favorecerá a tanto joven que está en riesgo o que tiene que abandonar sus estudios.

"Necesitamos que todos, todos, todos, ricos, pobres, sectores medios, entendamos que tenemos que ponernos a trabajar juntos por el país y eso solo se puede lograr si mantenemos un permanente diálogo, permanente comunicación y si construimos los proyectos juntos y que todos estemos de acuerdo", enfatizó.

Apoyo a la diáspora

Sánchez Cerén prometió a salvadoreños en Italia que mejorará la comunicación entre el gobierno y connacionales en el exterior, pero les pidió organizarse para conocer sus necesidades y ayudarles, por medio de las embajadas y consulados, a frenar los abusos contra los migrantes.

"Somos un solo país... reconocemos sus derechos como salvadoreños. No pierden sus derechos al estar en otro país", reiteró. Les ofreció facilitar la documentación de los connacionales y que puedan votar desde el exterior. En ese sentido dijo que se está analizando la ley para hacer las respectivas reformas.

Los salvadoreños le pidieron más apoyo para la difusión de la cultura y la gastronomía salvadoreña en Italia, así como otras propuestas en beneficio de la comunidad.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación