Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Sánchez Cerén ataca a Jorge Daboub por tema pensiones

El mandatario calificó al presidente de la ANEP de “escopetero” y “terrorista mediático” por la campaña  El Robo del Siglo en que se señala al gobierno de pretender apropiarse  de los ahorros que tienen los traba

Daboud y Cerén

El presidente de la ANEP, Jorge Daboub, y el presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén. | Foto por Archivo

Daboud y Cerén

En tono confrontativo, el presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, llamó “escopetero” y “terrorista mediático” al presidente de la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP), Jorge Daboub, luego que la gremial que él preside le increpó al gobierno, a través de una campaña, que pretende apropiarse del dinero de las pensiones de los salvadoreños.

La semana pasada la ANEP lanzó una campaña en la que califica como “el robo del siglo” el plan que el gobierno ha venido anunciando, sobre un sistema mixto de pensiones y que prevé presentarla la próxima semana el ministro de Hacienda, Carlos Cáceres, a la Asamblea Legislativa.

Esta propuesta está encaminada a crear un sistema, que le dará al Gobierno la atribución de tomar como propio parte del dinero que los cotizantes han ahorrado por 18 años en el sistema privado.

Durante su programa sabatino, el presidente arremetió directamente contra el representante de la ANEP. 

“Tiene que ver con un señor que sale permanentemente en la televisión como si fuera un escopetero... ¿Saben lo que son los escopeteros? que tiran, tiran, tiran, tiran. Y ya no le bastó eso sino que ahora se ha vuelto un terrorista mediático porque a través de la información al pueblo ha jugado con el miedo de la gente y de los pensionados... hoy sale este señor Jorge Daboub engañando a la gente”, dijo Sánchez Cerén.

Negó que su gobierno quiera quedarse con el dinero de las cotizaciones y aseguró que las AFP seguirán manejando dichos fondos.

Además, reiteró que ese dinero les pertenece a los trabajadores y no al Estado.

Sin embargo, según datos proporcionados esta semana por el economista Mauricio Choussy, el 82 % de los fondos de pensiones ya fue utilizado en bonos por el gobierno (de $8,500 millones).

“Las AFP van a continuar como están, van a seguir trabajando en el país, van a seguir recibiendo las cotizaciones y además van a  seguir ganando comisiones porque son empresas financieras que tienen el derecho de tener rentabilidad de sus empresas”, afirmó.

También acusó a la ANEP de ser la gremial quien propuso elevar la edad de jubilación a 70 años.

El mandatario aseguró que en la propuesta gubernamental no van incrementar la edad de jubilación.

Sánchez Cerén aseguró que ayudará a las AFP para que las cotizaciones sean más rentables y para que esos fondos puedan invertirlos en una diversidad de rubros, entre ellos el sector vivienda. 

A mediados de semana, el secretario de comunicaciones de la Presidencia, Eugenio Chicas, adelantó que aunque no contempla un aumento en los años de jubilación y cotización, sí planteará la creación de un sistema mixto, que regresará al país de forma parcial a un sistema de reparto, administrado por el Estado. 

Daboub: Jamás he empuñado un arma

El presidente de ANEP respondió a Sánchez Cerén a través de un comunicado.

Calificó de lamentable que el presidente de la República haya reaccionado “nuevamente con insultos a una campaña institucional que solo pretende cuidar el ahorro de más de un millón de trabajadores que está en grave riesgo ante la reforma de pensiones que pretende el gobierno”.

“No es aceptable que cada vez que se demanda soluciones a los problemas de la gente, o que se denuncia malas políticas públicas, la respuesta del gobierno sea agredir o insultar para no tener que afrontar la penosa realidad que vivimos. Este no es un tema personal, esto es un tema que tiene que ver con el ahorro de más de un millón de trabajadores salvadoreños, con el futuro de sus pensiones, y con la dignidad en su vejez, y eso debe respetarse”, señaló.

Asimismo, manifestó que ANEP es crítica de las “malas” políticas públicas, pero a la vez proponiendo soluciones viables a los graves problemas del país.

“Nunca ofendemos personas, y por esa razón no puedo aceptar que el señor presidente utilice calificativos cómo “terrorista” .   Yo jamás he empuñado un arma para amenazar o matar a nadie, Jamás he secuestrado, y jamás he generado terror a nadie,  lo único que estamos haciendo señor presidente, es defender el ahorro de la gente, y eso es sagrado”, manifestó.

Agregó que el país necesita un gobierno que recapacite sobre la realidad que viven todos los salvadoreños y aseveró que “todos queremos ayudar a construir un plan de nación honesto, sincero”.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación