Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Republicanos avalan $694 millones para la crisis fronteriza

El presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner (c), ayer en el Capitolio tras la votación del proyecto. foto edh / EFE

El presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner (c), ayer en el Capitolio tras la votación del proyecto. foto edh / EFE

El presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner (c), ayer en el Capitolio tras la votación del proyecto. foto edh / EFE

WASHINGTON. La Cámara de Representantes aprobó anoche un proyecto de ley por 694 millones de dólares para hacer frente a la crisis de niños inmigrantes no acompañados que han estado llegando a la frontera sur de Estados Unidos.

La legislación republicana fue aprobada por 223 votos a favor y 189 en contra en una votación que se resolvió prácticamente de acuerdo a las líneas partidistas.

Con lo aprobado, los republicanos hicieron un recorte de más del 80% del presupuesto de $3,700 millones que originalmente había solicitado el gobierno para la crisis migratoria.

Cambios de último minuto se granjearon el respaldo de conservadores acérrimos que un día antes habían obligado a los líderes del partido a retirar el proyecto de ley del piso de debates.

El proyecto incrementaría $35 millones para la Guardia Nacional en la frontera y añadiría jueces de inmigración e instalaciones de detención. También hace cambios en las políticas de forma que los niños puedan ser deportados con mayor rapidez.

También endurecieron medidas de un programa ha concedido permisos de trabajo y postergado la deportación a más de medio millón de inmigrantes traídos ilegalmente a Estados Unidos cuando eran niños, afirmando que el presidente Barack Obama no puede renovar ni ampliar ese programa.

Pero como el Senado ya salió de vacaciones y retornan hasta en septiembre, el proyecto no tiene oportunidad de convertirse en ley, debido a que los demócratas no respaldan sus medidas y consideran que lo aprobado se trata de una farsa.

Obama actuará solo

Y el presidente Barack Obama había afirmado horas antes a la votación que la legislación que se aprobaría en la Cámara de Representantes es "impracticable" y lo obligará a actuar por su cuenta para atender las presiones de un aumento del flujo inmigrantes ilegales en la frontera sudoeste.

"Los republicanos de la Cámara, mientras estamos hablando, están intentando aprobar las más extremas e impracticables versiones de un proyecto que ya sabemos no irá a ninguna parte", dijo el mandatario.

La idea de Obama es traspasar fondos desde otras agencias del Gobierno para pagar un aumento en los esfuerzos para lidiar con la crisis, entre ellos asegurar que los niños migrantes estén alojados adecuadamente y tener los suficientes jueces de inmigración para proceder con sus casos.

"Sin recursos adicionales y ayuda, no vamos a tener los recursos que necesitamos para resolver completamente el problema", aseguró Obama. "Eso significa que mientras están fuera de vacaciones, voy a tener que tomar algunas decisiones difíciles para atender este desafío, con o sin el Congreso", advirtió.

Los republicanos han denunciado airadamente la práctica de Obama de actuar unilateralmente cuando su agenda es bloqueada por el Congreso.

El presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, anticipó el jueves que cualquier acción que tome el mandatario por su cuenta para abordar el tema inmigratorio sólo empeoraría las cosas y se sumaría a "un legado de anarquía" y abuso de poder del Ejecutivo. —AGENCIAS.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación