Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Reportan 21 niños muertos por neumonía

Estiman que el 40 % de los casos de neumonía que llegan al Bloom necesita cuidados intensivos.

La neumonía o pulmonía causa la inflamación de los espacios alveolares de los pulmones. Foto EDH / archivo

La neumonía o pulmonía causa la inflamación de los espacios alveolares de los pulmones. Foto EDH / archivo

La neumonía o pulmonía causa la inflamación de los espacios alveolares de los pulmones. Foto EDH / archivo

De enero al 18 de este mes, el hospital de niños Benjamín Bloom registra la defunción de 21 infantes a causa de la neumonía.

Carlos Mena, epidemiólogo del centro médico, dijo que los pacientes que ingresan en el establecimiento son los más complicados.

"La neumonía que ingresa aquí es la más delicada. Si ingresan aquí quiere decir que venían graves", añadió Mena.

El epidemiológico expresó que la mitad de los pacientes que murieron han estado ingresados en otros hospitales.

Entre los factores que conllevan a que un paciente no se recupere se encuentra la agresividad del virus, malformaciones congénitas y bajas defensas.

Se estima que un 40 por ciento de todos los casos que llegan al Bloom requieren de cuidados intensivos y de asistencia respiratoria.

Entre enero y el 18 de mayor, el Bloom reporta la atención de 482 pacientes con el problema respiratorio; de ellos 245 han sido ingresados, una cifra menor a la registrada el año pasado.

"La mitad de ellos ha venido delicada. Hemos visto menos pacientes por neumonías. Hemos ingresado menos, pero los fallecidos se mantienen", añadió Mena.

Infecciones respiratorias

La atención de pacientes con infecciones respiratorias agudas se ha reducido, pero esa baja obedece a que a inicios de este año se cerró el área donde veían a estos niños.

Ahora la mayoría de catarros es referida a las unidades de salud, que es el nivel donde corresponde que sean chequeados.

"Solo estamos recibiendo por lo general los niños más graves; lo demás le corresponde al primer nivel", dijo el epidemiólogo.

El número de consultas bajó de 2,426 a 251 este año.

"Se trabajó, se explicó. El resultado es este. Los atendemos, pero la gente ha entendido y ya no viene tanto por catarros", agregó el especialista.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación