Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Presidente de RCTV: chavismo no quiere la libre expresión

Marcel Granier, presidente de Radio Caracas Televisión (RCTV), considera que el gobierno venezolano ejerce una “hegemonía comunicacional”

ctv-aeb-air01

José Luis Saca, presidente de ASDER,  Alexandre Jobim, presidente de AIR, y Marcel Granier, presidente de RCTV, conversan durante el almuerzo de la 45° Asamblea de la AIR.  | Foto por elsalv

El régimen venezolano ha instaurado una “hegemonía comunicacional” con la intención de limitar la libertad de expresión y reducir el debate público sobre el desempeño gubernamental, según denunció ayer Marcel Granier, presidente de Radio Caracas Televisión (RCTV), una de las principales televisoras del país que fue cerrada por   el desaparecido Hugo Chávez. 

“El objeto de acabar con la libertad de expresión es que no haya debate público. Han instaurado lo que llaman hegemonía comunicacional, que es el control absoluto de las comunicaciones”, sostuvo Granier, invitado a la 45° Asamblea de la Asociación Internacional de Radiodifusores (AIR), que se celebra desde el lunes pasado en El Salvador. 

De acuerdo con el empresario venezolano, el régimen ha limitado la labor de los medios de comunicación independientes para que no haya debate sobre temas sensibles para la población como la escasez, la falta de medicamentos, la inseguridad, la dependencia del país en el extranjero entre otros puntos. 

Granier señaló que Venezuela está viviendo momentos críticos en lo político y en lo social, pues al tiempo que el país se está convirtiendo en la séptima economía de Iberoamérica, hay un sistema político deteriorado, donde no hay independencia de poderes, además de que no hay transparencia en la función pública. 

El venezolano destacó la reciente resolución de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, que devolvió a RCTV la concesión del Canal 2 venezolano. 

El fallo señala que se violó el debido proceso y que no se respetaron los principios de libertad de expresión, el derecho a disentir y el derecho a optar a frecuencias del espectro radioeléctrico, y además ordena al gobierno venezolano que devuelva los transmisores, las repetidoras, entre otros materiales que le fueron decomisados a RCTV. 

No obstante, tanto el gobernante Nicolás Maduro como el presidente de la Asamblea, Diosdado Cabello, han mostrado su intención de no acatar el fallo de ese órgano autónomo. “Pueden agarrar esa resolución, la doblan y se la meten en el bolsillo”, dijo Cabello hace unos días ante los legisladores afines al chavismo.

“Vacunas” contra el régimen

Para el presidente RCTV, que actualmente no transmite al aire pero que mantiene operaciones y realiza producciones, sostuvo que existen algunas “vacunas” contra el régimen chavista y la situación que se ha generado en Venezuela.

Una de ellas, señaló, es “la unidad entre los defensores de la dignidad humana”, es decir, el apoyo que hay entre organizaciones que defienden la libertad de expresión.

“Sin libertad no hay democracia, no hay empresa viable. Es la libertad de todos los ciudadanos, todos tenemos libertad de expresión, no solo los periodistas”, sostuvo Granier.

Otro de los elementos que, afirmó se requieren para enfrentar la situación que se vive en Venezuela con respecto al estado de la libertad de expresión y las libertades individuales es que haya seguridad, tanto jurídica como ciudadana. Sostuvo que el gobierno de Venezuela tarda más de cinco años para otorgar un permiso de inversión. 

Sumado a lo anterior, destacó que se deben dar pasos en materia de transparencia, ya que Venezuela es uno de los países más corruptos del mundo. “Esa falta de transparencia es uno de los motores del descontento y los estallidos sociales”, sostuvo.

Por último, señaló que se necesita respetar el debido proceso en materia de otorgamiento de frecuencias para radio y televisión. 

“El Estado no es el dueño del espectro, no puede otorgar derechos caprichosamente, tiene el derecho de administrar pero no disponer de él a su arbitrio”, aseveró.

Examen en el Hemisferio

AIR analiza desde ayer los distintos escenarios que están viviendo los países de Latinoamérica en materia de libertad de expresión, y entre los primeros hallazgos  han detectado que la mayoría de países están bajo amenazas de legislaciones que entre sus líneas incluyen limitaciones a ese derecho. 

“Hay una tendencia generalizada en los países en que los gobiernos quieran impulsar legislaciones que podrían limitar la libertad de expresión, que buscan limitar la publicidad, los contenidos, y por ende, limitar la independencia de los medios que subsisten gracias a la publicidad”, señaló el presidente de la Asociación Salvadoreña de Radiodifusores (ASDER), José Luis Saca.

Según dijo, estos temas lo que buscan es “cercenar la libertad de expresión”, y agregó que con los cambios a las normativas vigentes “al final lo que no le gusta a estos gobiernos es que los medios de comunicación ejerzan su rol de rendición de cuentas hacia las autoridades”.

En ese sentido, el miembro del concejo directivo de la AIR, el venezolano Oswaldo Quintana, señaló que “la mejor ley de medios, es la que no existe”, pues consideró que el principio fundamental en materia de libertad de expresión “debe ser la libertad”. 

“La libertad de los medios de emitir las opiniones que consideren pertinentes, que consideren que son importantes para la colectividad, y la libertad de la gente de escoger el medio de comunicación que quiere ver, que quiere leer, que quiere seguir. Es decir, quien castiga o no castiga un medio de comunicación es la audiencia, son los lectores, en el caso de la prensa”, manifestó Quintana.

Otra de las preocupaciones de los países, señaló Saca, es la aplicación de las reglas jurídicas para las concesiones en el espectro radioeléctrico. “También vimos con preocupación el marco jurídico en cuanto al espectro radioeléctrico, que no está funcionando muy bien”, expresó el empresario.

La agenda de la Asamblea de la AIR continúa hoy con distintas resoluciones de cada una de las mesas de trabajo que continuaron ayer por la tarde su trabajo. 

Asimismo, se realizará la elección del presidente de dicha organización, cargo que ahora recaerá sobre José Luis Saca. Además se nombrará al primero y segundo presidente, así como al consejo directivo. Dichas autoridades fungirán por un período de dos años.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación