Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Partidos valoran el impuesto para combatir la inseguridad

ARENA dice que no se trata de falta de dinero, sino de voluntad del Gobierno

El sector privado exige efectividad en los planes de seguridad que impulsa el Gobierno. Foto EDH / Archivo

El sector privado exige efectividad en los planes de seguridad que impulsa el Gobierno. Foto EDH / Archivo

El sector privado exige efectividad en los planes de seguridad que impulsa el Gobierno. Foto EDH / Archivo

Ante el incremento de la delincuencia y los homicidios, 471 sólo en los primeros 18 días de agosto, es decir 26 por día, los partidos ya preparan sus propuestas para combatir la crisis de inseguridad. Crear un impuesto para la seguridad es una de ellas.

Los políticos llevarán sus ideas ante la Comisión Interpartidaria que se reunirá a finales de este mes con el Consejo Nacional de Seguridad. 

El incremento escandaloso en los homicidios a la luz de los últimos hechos: 125 muertos en tres días, tiene alarmados a los legisladores.

Y aunque hay algunas diferencias entre los partidos de cómo abordar dicha problemática coinciden en que el alto nivel de inseguridad demanda medidas urgentes, ya sean de tipo monetario o de ajustes en los planes de seguridad que ha implementado el Gobierno.

Para el diputado de ARENA, Rodrigo Ávila, no se trata sólo de dinero, sino de ejecutar otro tipo de mecanismos que requieren mayormente de la “voluntad” del Gobierno, porque asegura que la situación se les ha salido de las manos. “Se les acabó el combustible cerebral”, dijo Ávila. 

Para Ávila un método eficaz sería declarar a las pandillas como “crimen organizado”, con lo que se estaría dando un combate frontal a los delincuentes, esto pese a que existe una Ley Antipandillas que,  lamentó, no se aplica.

Su colega arenera, Ana Vilma de Escobar, si bien dijo no estar de acuerdo con la creación de un nuevo impuesto, no descartó la posibilidad de sentarse a discutir los mecanismos más idóneos para hacer frente a la delincuencia.

Antonio Almendáriz, del PCN, dijo que propondrían ante la Interpartidaria que el gobierno se siente a dialogar con la empresa privada para analizar si es viable implementar el impuesto a la seguridad, esto ante la propuesta lanzada por GANA de que dicho tributo se cobre únicamente a las operadoras telefónicas, lo que generaría unos $15 millones mensuales para combatir a las pandillas.

Y Misael Mejía, del FMLN, explicó que aún no han tomado una decisión.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación