Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Pacientes denuncian falta de medicina en hospital Rosales

Una joven con lupus denuncia que desde hace tres meses no le despachan varias medicinas

Decenas de pacientes esperan que les entreguen los medicamentos en el hospital Rosales. Foto EDH/Mauricio Cáceres

Decenas de pacientes esperan que les entreguen los medicamentos en el hospital Rosales. Foto EDH/Mauricio Cáceres

Decenas de pacientes esperan que les entreguen los medicamentos en el hospital Rosales. Foto EDH/Mauricio Cáceres

Paula de Jesús Velásquez es una joven a la que hace un poco más de un año le detectaron lupus eritematoso sistémico, una enfermedad autoinmune. Vive preocupada desde entonces, pero todavía más los últimos tres meses.

Paula, de 27 años y oriunda de La Libertad, asegura que desde hace tres meses no recibe una serie de medicamentos recetados en el hospital Rosales para tratar la enfermedad.

Tanta ha sido y es su angustia que el 18 de febrero envió una carta a los diputados en busca de ayuda.

"Busco apoyo y auxilio ante la enfermedad que se me descubrió hace como dos años, y es lupus eritomatosa sistemática, personalmente no sé qué significa esta enfermedad, pero me hace sentir muy mal y me han dicho que hasta puedo morir", expresó.

La joven que se dedicaba a vender pescado, cocos y dulces en la playa El Majahual, indicó que en el Rosales desde hace tres meses no le dan prednisona, azatioprina e hidroxicloroquina (plaquinol nombre comercial).

El 20 de este mes fue al hospital y solo le entregaron acetaminofén, enalapril y prednisona de 50 mg, pero esta última no le cae bien, comentó Paula.

La usuaria indicó que el diagnóstico se lo hicieron en el hospital San Rafael, pero como ahí no había fármacos para tratar la enfermedad, la enviaron al Rosales.

"Entre más días pasan más decaída estoy, se me aguadean los pies y me caigo", comentó Paula.

El lupus eritematoso sistémico se caracteriza por la reacción del sistema inmunológico contra componentes de las células del propio organismo, produce inflamación en distintos órganos como los vasos sanguíneos de la piel, los riñones y las articulaciones.

"El problema es que en el hospital Rosales no hay medicamento, algunas sí hay, pero para el problema mío no hay, la situación ahorita está tremenda y no hay cómo comprarla", agregó Paula.

La usuaria del Rosales expresó que lleva un año comprando la plaquinol.

Consultado al respecto, el hospital Rosales respondió que tienen en existencia los medicamentos que Paula refiere que no hay.

"Ah, pues a saber a quién se los dan porque a mí no; tengo todas las recetas que no me han despachado", comentó la joven, quien dice que su salud empeora sin el tratamiento.

El Rosales respondió que el 9 de febrero fueron recibidas 30 mil tabletas de hidroxicloroquina, de azatioprina; el 21 de enero se recibieron 15 mil tabletas. Además, consultaron con el jefe de farmacia y respondió que tenían en existencia.

De enalapril tienen de 5 mg y 20 mg; en almacén tienen 106 mil tabletas de 5 mg y 669 mil 100 tabletas de 20 mg.

Sin BCG

Ana E. es otra de las usuarias del hospital Rosales que teme por su salud debido a la falta de la vacuna BCG.

Ella lleva nueve años en tratamiento por cáncer de piel, desde entonces todos los meses le suministran una dosis, pero el 18 de febrero que asistió al Rosales se encontró con que no había, pues el producto se agotó hace tres semanas.

"Cuando llegué y encontré a todo el grupo nos dijeron: 'Bueno, solo les vamos a dar un número de teléfono (para que llamen) porque vacunas no hay'. Yo le pregunté a la enfermera que cuándo iba a haber (y respondió:) 'No sabemos, aquí solo que esté llamando'", expresó Ana.

La BCG es de vital importancia para las personas con este tipo de enfermedad, porque les refuerza el organismo y les da una respuesta a la enfermedad.

"El cáncer lo que hace es terminar con el sistema inmunológico, no tenemos defensas de nada, la vacuna es una defensa de por vida, sino el cáncer nos va a volver a atacar", dijo la paciente.

Son cerca de 40 sobrevivientes las afectadas por este problema. Con voz entrecortada Ana dice que si no le ponen la dosis el cáncer puede volver.

Por la mañana llamó por teléfono al Rosales para preguntar si ya tenían la vacuna, pero la respuesta que escuchó fue desalentadora: "Bueno, esté llamando toda la semana, ahorita no hay nada". Ella pide que les ayuden para que la ministra de Salud, Violeta Menjívar, les envíe los biológicos.

El 19 de febrero se envió un correo electrónico a la oficina de Comunicaciones del Minsal para indagar porqué falta la BCG en el Rosales. Hasta ayer no se había recibido respuesta alguna.

La semana pasada, la Asociación de Hemofílicos también denunció que no había factor IX y que por esa razón a un paciente le suspendieron una cirugía de rodilla.

El hospital Rosales indicó que el 19 de febrero ingresaron 1,050 frascos de factor VIII. Respecto al factor IX afirmaron: "En diciembre de 2014, aún contando con existencias y para prever desabastecimiento, se gestionó una compra local, pero ninguna empresa ofertó, por lo cual en enero se gestionó nuevamente y solo se presentó oferta de una empresa con un plazo de entrega de 35 días hábiles".

Agregaron que por no tener más opciones se adquirió en esas condiciones y están a la espera de que se cumpla el plazo de entrega.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación