Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Oftalmólogos y dirección del ISSS acercan posiciones

Las partes pretenden resolver diferencias sobre el traslado de las cirugías de ojos al Hospital Policlínico Zacamil.

ISSS

El ISSS planea que la construcción de su hospital en San Miguel inicie en agosto. | Foto por Archivo

El ISSS planea que la construcción de su hospital en San Miguel inicie en agosto.

Los médicos oftalmólogos y  los funcionarios  del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS) se reunieron ayer para tratar de resolver sus diferencias, las cuales han llevado a suspender las cirugías  de cataratas, glaucoma y retina, en el Hospital Policlínico Zacamil.

Durante el encuentro, que sirvió para discutir algunas propuestas, la dirección de la institución ofreció a los oftalmólogos que podrían trasladar nuevamente las cirugías de retina al Hospital General del ISSS, pero se debía dejar en el Policlínico Zacamil todo lo relacionado a las operaciones de cataratas, según informó el sindicato de médicos del ISSS.

Pero la contra demanda de los especialistas fue que no se puede operar todas las cataratas en un hospital de segundo nivel, como el Policlínico, porque existen algunas que son muy complicadas y que necesitan del personal especializado para actuar en caso de una complicación.

Katy Cisneros, quien fue parte de la comisión junto al jefe de Oftalmología y la secretaria general del Sindicato de Médicos y trabajadores del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (Simetrisss), declaró que ellos explicaron a la dirección del ISSS el por qué no aceptan la propuesta.

El planteamiento de los especialistas fue que ellos se rigen con base a las normas que tiene el Instituto Mejicano de Oftalmología, en el cual se establece qué tipo de cataratas se pueden operar en el tercer nivel de atención, es decir, que requieren del apoyo y atención especializada en caso que se presenten complicaciones médicas.

“El manual plantea que si un paciente presenta  coagulación en la sangre, tiene marca paso, padece de insuficiencia renal u otros, el paciente debe de ser atendido en un tercer nivel, por si se complica la cirugía”, expuso Cisneros.

La especialista declaró que todo eso se lo plantearon al director del ISSS, Roberto Cea, porque los oftalmólogos no solo deben de proteger al paciente de una complicación, sino “cubrirnos las espaldas porque nos quieren obligar a ir en contra de la normativa internacional”, insistió.

Cisneros informó que la propuesta que presentaron a la dirección del ISSS es que las cirugías que deben realizarse en un nosocomio de tercer nivel, como el Hospital General,  se hagan ahí; mientras las de baja complicación que sea en el Policlínico Zacamil.

La secretaria general del Simetrisss, Claudia Olano, dijo que entre las propuestas que la dirección presentó fue el pagar horas extras a los oftalmólogos para sacar todas las cirugías que se han atrasado.

Pero ese planteamiento los especialistas no lo aceptaron porque “ese no es el punto de discusión”, dijo Olano, y agregó que los médicos están dispuestos a realizar horas extras de trabajo Ad honorem siempre que el equipo esté en el Hospital General.

Cisneros añadió que desde que se negaron a operar en el Policlínico Zacamil,  el 13 de noviembre del año pasado, ayer fue la primera vez que se reunieron con el director del ISSS, Roberto Cea.

“Por lo menos es un acercamiento y eso ya dice algo”, expuso la especialista.

El equipo de oftalmólogos enviará por escrito a la dirección del ISSS las propuestas que discutieron ayer para dejar constancia de la formalidad y voluntad que tienen para resolver el problema, declaró.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación